La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) cerró este lunes con una caída de 3.31%, la mayor baja del año y desde junio de 2013, lo que llevó a su principal indicador accionario a ubicarse en las 40,000 unidades, su menor nivel desde abril pasado.

El Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) perdió así 1,379.98 unidades respecto al nivel previo, para colocarse en 40,334.59 enteros, reflejando la caída que mostraron las acciones de América Móvil de casi 5.0%, Cemex y Alfa con cerca de 6.0% y Televisa con 4.6% de decremento.

El mercado accionario mexicano cerró en línea con Wall Street, donde el promedio industrial Dow Jones perdió 0.58 por ciento, el Nasdaq retrocedió 1.04 por ciento y el Standard and Poor´s 500 bajó 0.63 por ciento.

Luego del feriado del viernes, la BMV incorporó las caídas que presentaron los mercados por la continua baja en los precios del petróleo, a pesar de un buen reporte de producción industrial en Estados Unidos, que fue ignorado.

frm