Los aranceles que plantea Estados Unidos sobre todas las importaciones podrían pasar factura a México, un mercado clave para empresas de la Bolsa española como BBVA. Santander, Mapfre, Telefónica, Inditex, Meliá, NH, Gestamp y sobre todo Cie, en el punto de mira también de los inversores.

La ofensiva comercial del presidente estadounidense, Donald Trump ha centrado sus amenazas en China. En la sesión de de este viernes ha abierto un nuevo frente, que afecta además de forma más directa a varias de las principales empresas cotizadas en la Bolsa española.

El Gobierno de Trump ha sorprendido al anunciar que impondrá aranceles del 5% a México a partir del 10 de junio si no acaba con la inmigración ilegal. Los cambios de sesgo que ha adoptado en ocasiones anteriores la Administración Trump en sus amenazas de aranceles aplacan las alertas, pero no evitan que los inversores extremen la cautela sobre su posible impacto.

El alcance de las medidas podría multiplicarse si Trump, como ha anunciado, continúa elevando progresivamente los aranceles a México, hasta un máximo del 25% en cuatro meses, si el país vecino no toma medidas drásticas para contener la inmigración ilegal.

Los temores a una brusca desaceleración de la economía mexicana si Estados Unidos llevara a cabo su escalada de aranceles alcanzan de lleno a varios pesos pesados del Ibex.

BBVA

Entre los más damnificados figura BBVA. México es su principal mercado, hasta el punto de generar el 43,3% de todo el beneficio del grupo en los resultados del primer trimestre de 2019, al alcanzar los 627 millones de euros de ganancias.

Las caídas en BBVA alcanzan por momentos el 4 por ciento. La cotización del banco, que recuperó al cierre de ayer el nivel de los 5 euros, se desinfla hasta registrar mínimos intradía por debajo de los 4.9 euros. Su revalorización en 2019 baja así de los dobles dígitos.

La entidad ha minimiza el impacto que podría sufrir por la decisión de Estados Unidos de imponer aranceles a la importaciones procedentes de México, el principal mercado del banco español. Fuentes oficiales de la entidad explican que BBVA tiene una política de cobertura de tipo de cambio que reduce el impacto en la solvencia del grupo. Una depreciación del 10% del peso mexicano provocaría un deterioro máximo del capital de máxima calidad CET1 de tres puntos básicos, según los cálculos del banco.

El grupo genera el 43% de su beneficio en el país azteca, que es su principal mercado por delante de España, Turquía y Estados Unidos. La filial mexicana ganó 627 millones en el primer trimestre de 2019, las últimas cuentas auditadas. Este resultado fue un 10.6% superior al registrado en el mismo periodo de 2018. Fuentes de BBVA señalaron que tiene cubierto el 75% del resultado procedente de México para el conjunto de 2019. En 2018 la filial azteca generó 2,384 millones de beneficio.

Santander

El otro gran banco español cuenta también con una presencia significativa en México, pero su exposición es mucho más limitada que la de BBVA. En el primer trimestre del año ganó 206 millones de euros en México, un 11% del total.

La cotización de Santander había resistido en las últimas jornadas justo por encima del nivel de los 4 euros (4.05euros al cierre de la sesión del jueves). En la sesión de este viernes pierde este nivel y reduce a apenas el 3% la subida que acumula en lo que va de año.

Mapfre

La aseguradora española figura igualmente entre las empresas del Ibex con exposición al mercado mexicano. Mapfre logró cerca de un 4% de sus primas en el negocio de seguros en México, al sumar 245 millones de euros en el primer trimestre del año.

Telefónica

Los inversores de la compañía española de telecomunicaciones vigilan la evolución de los acontecimientos en México. En su cuenta de resultados del primer trimestre del año, Telefónica anunció unos ingresos de 971 millones de euros en su área de Hispanoamérica Norte, gracias sobre todo al impulso de Colombia, aunque destacó en este apartado que los ingresos volvieron a crecer en México por primera vez en cinco trimestres.

Inditex

La apuesta del gigante textil español por el país azteca ha convertido al mercado mexicano en uno de los que más ha crecido en los últimos años. El grupo cuenta allí con 414 tiendas al sumar los establecimientos de Zara, Pull & Bear, Massimo Dutti, Bershka, Stradivarius, Oyso, Zara Home y Uterqüe. Las acciones de Inditex se repliegan por debajo de los 25 euros por acción.

Cie Automotive y Gestamp

La cercanía a Estados Unidos convierte México en un mercado estratégico para las empresas automovilísticas. El fabricante español de componentes para la industria de la automoción Cie Automotive cuenta con 11 plantas en México. Las acciones de Cie se desinflan hasta un 5% en el Ibex, y con este revés reducen al mínimo su balance positivo en el año.

Gestamp registra un castigo más moderado en la Bolsa española, con su cotización al filo de los 5 euros. La empresa cuenta con seis centros de producción en México.

Además de su presencia directa en el mercado mexicano, Cie, Gestamp y el resto de empresas europeas de componentes para la automoción acusan en Bolsa los temores que genera cada rebrote de la guerra de aranceles sobre las perspectivas de demanda en el sector automovilístico.

Meliá y NH

El sector turístico tiene una presencia destacada en el mercado mexicano, sobre todo en las zonas de Cancún y Playa del Carmen, donde destaca la decena de hoteles con los que cuentan en México tanto Meliá como NH.