Durante el segundo mes del año los recursos de las administradoras de fondos para el retiro (afores) invertidos en acciones mexicanas disminuyeron por tercer mes consecutivo a 5.9% del total de los 3.4 billones de pesos que administran, según datos de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro retomados por Banorte.

Por el contrario, sus inversiones en deuda gubernamental sumaron cuatro meses al alza, para ubicarse en 52.6 por ciento.

“En renta fija gubernamental, las afores mantuvieron un elevado apetito por deuda gubernamental, con mayor exposición en activos de mayor plazo ante expectativa de bancos centrales más dovish para contrarrestar desaceleración”, dijeron los expertos de Banorte en una nota de análisis.

El nivel de febrero fue mayor al promedio de los últimos 12 meses que fue de 49.8%, comentaron, y resaltaron el mayor apetito por instrumentos de largo plazo, Bonos M y Udibonos.

“La composición de las inversiones de las afores alcanzó su nivel más alto desde marzo del 2017 para el grupo de deuda gubernamental, marcando un total de 52.6%, (67 puntos base más que en enero)”, según el documento elaborado por el área de análisis de Banorte.

Al interior, la exposición en deuda gubernamental se distribuyó de la siguiente forma: 12.2% a Bonos M, 25.7% a Udibonos y Cetes 5.1 por ciento.

“Por su parte la participación en Reportos se incrementó por cuarto mes consecutivo, aprovechando el carry y la inversión de la curva (de 2.4% a 2.7%)”, se lee en el documento.

La inversión en renta variable internacional también disminuyó en febrero del 2019 a 12.7%, el menor nivel desde octubre del 2016 cuando fue de 12.1 por ciento.

Así, la inversión total de afores durante febrero en acciones, locales e internacionales, fue de 18.6 por ciento.

“Las siefores disminuyeron el valor de sus posiciones totales en acciones por 13,931 millones, equivalente a una variación mensual negativa de 2.1 por ciento.

[email protected]