La firma alemana de indumentaria deportiva Adidas tuvo resultados mejores a los previstos en el segundo trimestre, con un crecimiento de ventas en Norteamérica superior al de Nike, aun cuando la expansión se estancó en Europa occidental.

Las ventas subieron 10%, a 5,260 millones de euros (6,000 millones de dólares), tras ajustes por tipo de cambio, contra 8% previsto por analistas. La ganancia neta atribuible de 396 millones de euros también superó la expectativa promedio de 386 millones de euros.

Las acciones de Adidas subieron 9.42%, a 208.50 euros por unidad, en la Bolsa de Frankfurt, un máximo de cuatro meses. Los papeles registraron su mejor sesión desde marzo, cuando el grupo elevó su guía financiera.

El crecimiento de las ventas en Norteamérica se frenó a 16%, mientras que en China la expansión se aceleró a 27 por ciento.

Las cifras se comparan con el alza de 3% de Nike en su cuarto trimestre fiscal, que va de marzo a mayo, y con la subida de 25% en China.