París- Las acciones europeas cerraron en alza este lunes, volviendo a avanzar hasta cerca de máximos de dos años gracias a que los inversionistas compraron papeles de sectores relativamente "subvaluados", como el de servicios públicos o el minero.

Sin embargo, las ganancias fueron limitadas por comentarios del fabricante suizo de relojes Richemont sobre las ventas en China que provocaron descensos en el sector de productos de lujo. Las acciones de Richemont perdieron 5.6% y las de LVMH cayeron 1.3 por ciento.

El índice FTSEurofirst 300 de las principales acciones europeas cerró con un alza de 0.25%, a 1,166.53 puntos, apenas unos pocos puntos por debajo de un máximo de cerca de dos años a 1,170.29 tocado el 10 de enero.

El Euro STOXX 50 de acciones líderes de la zona euro sumó 0.6% y terminó en 2,726.63 puntos, buscando el máximo de 18 meses alcanzado hace una semana, mientras que el FTSE 100 de la Bolsa de Londres avanzó 0.4% y alcanzó un máximo de cuatro años y medio.

El volumen de negocios fue bajo en Europa el lunes, por el cierre del mercado en Wall Street por el Día de Martin Luther King Jr.

Las acciones de compañías de servicios públicos y de productores de insumos básicos -que estuvieron entre las más castigadas en Europa en el 2012- lideraron los avances este lunes. Los títulos de ArcelorMittal subieron 4 por ciento.

Los inversionistas están cambiando a las acciones 'de valor', están buscando los precios más baratos. Si las cosas finalmente mejoran en el aspecto macro in Europa, estas son las acciones que pueden destacarse tras años de bajo rendimiento", dijo un operador bursátil en Paris.

El índice STOXX Europe 600 del sector de servicios perdió 1% el año pasado y el índice STOXX Europe 600 del sector de recursos básicos ganó 3.9%, en ambos casos por debajo del alza de 14% que registró el STOXX Europe 600.

Los inversionistas han estado escogiendo acciones europeas en los últimos dos meses -el Euro STOXX 50 avanzó 13% desde mediados de noviembre– debido a que disminuyeron los temores a un potencial desmembramiento de la zona euro y mejoraron los datos macroeconómicos.

A pesar del vigoroso repunte de dos meses, las acciones europeas siguen relativamente baratas. Aproximadamente un tercio de las acciones que cotizan en el Euro STOXX 50 se comercializan aún por debajo de su valor libro, según datos de Reuters.

Las acciones son consideradas atractivas también en relación a los bonos, con un rendimiento promedio de 3.5% mientras que el rendimiento de los referenciales bonos soberanos alemanes es de alrededor de 1.5 por ciento.

ros