Compañías de Wuhan que que producen bienes y servicios de primera necesidad para la población y los hospitales fueron autorizadas a retomar sus actividades, un signo de la progresiva normalización en el epicentro de la epidemia y de la confianza de las autoridades de que se está ganando la batalla contra el Covid-19.