París. Consternados por la creciente violencia en Siria, líderes europeos advirtieron este martes que impondrán nuevas sanciones a Damasco, a menos que el presidente Bashar al-Assad detenga de inmediato sus sangrientos ataques contra los manifestantes del pueblo.

Al mismo tiempo, las fuerzas de la coalición de la OTAN informaron que han intensificado sus ataques de alta precisión contra las fuerzas del gobierno libio de Muammar Gaddafi.

Las advertencias de la Unión Europea (UE) reflejan el creciente sentido de indignación que prevaleció en las capitales europeas, desde que el lunes pasado Assad envió tanques y vehículos militares blindados, junto con cientos de francotiradores, a la ciudad rebelde de Daraa, en el sur de Siria, ordenando disparar indiscriminadamente contra los jóvenes en las calles, dejando un saldo que los activistas de derechos humanos calculan en al menos dos docenas de muertos.

Los fallecimientos más recientes en Daraa elevan a más de 400 el número total de manifestantes desde que se inició la revuelta a mediados de marzo. Tal vez lo más importante, según observadores, es que el uso de tanques del Ejército demuestra la disposición de Assad de recurrir a medidas más sangrientas en su esfuerzo por restablecer el orden.

La situación se ha tornado inaceptable , aseveró el presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, durante una conferencia de prensa conjunta en Roma con el primer ministro Silvio Berlusconi. Uno no envía tanques, al Ejército, contra los manifestantes. Uno no los acribilla .

En París, el Ministerio del Exterior confirmó que Francia está pugnando por severas sanciones contra Siria, en acuerdo con la UE.

En Londres, el secretario del Exterior, William Hague, comentó que Gran Bretaña está preparada para responder al llamado de aplicar sanciones contra el gobierno de Assad, si no se reduce la violencia de inmediato a través del diálogo con los manifestantes.

En un discurso ante el Parlamento, Hague dijo que el gobierno de Assad puede optar por seguir escalando la violencia, en cuyo caso las autoridades sirias tendrán un lapso muy corto de seguridad . Agregó, Londres está listo para colaborar con otros aliados europeos y así imponer sanciones que sin duda tendrían un impacto sobre el régimen .

Un miembro socialista del Parlamento francés, Jean-Christophe Cambadelis, indicó que era incomprensible que Francia haya adoptado una postura dura contra Gaddafi y no haya hecho nada contra Assad.