El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, revivió este viernes la incendiaria retórica de su campaña al participar, por primera vez como mandatario, en la conferencia anual de los conservadores estadounidenses.

"La era de las palabras vacías se terminó. Eso terminó. Ahora es el momento de la acción", dijo Trump a un auditorio reunido en las afueras de Washington.

NOTICIA: Encuestas golpean la imagen de Trump

En un discurso de alrededor de una hora, Trump repitió sus promesas de campaña, como la construcción de un muro en la frontera con México, la reforma del sistema de seguros médicos, la expulsión de inmigrantes indocumentados o la derrota del "terrorismo del islamismo radical".

Ante la Conferencia de Acción Política Conservadora (CPAC), Trump sostuvo que se usarán los recursos económicos que cuestan, al gobierno de Estados Unidos, los inmigrantes indocumentados para reconstruir comunidades estadunidenses en problemas y salvar incontables vidas de connacionales.

En este momento, los agentes migratorios están buscando a miembros de pandillas, a traficantes de drogas y a los extranjeros criminales, y echándolos de nuestro país , aseguró el mandatario en medio de una ovación de cientos de conservadores reunidos en un hotel del área metropolitana.

Estamos echando a los malos, gente que no debería estar (en Estados Unidos), sea por drogas, asesinato u otras cosas; estamos echando a los malos, son los primeros en irse, y lo dije desde el primer día, básicamente lo único que he hecho es cumplir mi promesa , remató.

Trump elogió en ese sentido las operaciones de detención y deportación de las agencias del Departamento de Seguridad Interna (DHS). El general (John) Kelly está haciendo un trabajo fantástico , resaltó.

Durante su discurso, miembros de la audiencia gritaron una frase que Trump popularizó en su campaña presidencial: Construye el muro .

Como ya había ocurrido durante toda su campaña electoral, el público interrumpía su discurso gritando "¡U S A! ¡U S A!"

NOTICIA: "Viaje difícil", visita de Tillerson a México: Donald Trump

En un momento, Trump mencionó a su adversaria en la elección presidencial, la demócrata Hillary Clinton, y el auditorio estalló en gritos de "¡Tránquenla!", una consigna que se había tornado común en sus actos de campaña.

En otra parte de su discurso, Trump volvió a arremeter contra la "prensa extraordinariamente deshonesta" y reiteró su convicción de que las "noticias falsas" deben ser consideradas "enemigas del pueblo".

"Son las enemigas del pueblo porque no tienen fuentes. Simplemente las inventan cuando no las tienen", acusó el presidente.

El mandatario aseguró que una vez que los inmigrantes indocumentados estén fuera de este país, no permitirá que regresen a territorio estadunidense.

Durante su alocución, de unos 50 minutos, Trump reiteró algunos de los principales asuntos de su agenda política y legislativa, insistió en renegociar acuerdos de libre comercio y en abrogar la Ley de Salud Asequible del ex presidente Barack Obama.

En un punto de su mensaje, Trump hizo una pausa para reconocer que el exaspirante presidencial demócrata, el senador socialista por Vermont, Bernie Sanders, tenía razón en su postura contra los acuerdos de libre comercio.

Nuestro país está siendo absolutamente devastado con malos acuerdos comerciales (…) de hecho me cae bien Bernie , señaló.

NOTICIA: Trump irrumpe en reunión de la cancillería mexicana

El presidente habló ante el mismo grupo de conservadores estadunidenses que el año pasado votaron informalmente a favor de la candidatura presidencial del senador por Texas, Ted Cruz, en una encuesta entre sus asistentes en la que Trump terminó en tercer lugar.

Para la reunión del 2017, los organizadores decidieron no llevar a cabo una encuesta, la primer vez que no lo hacen desde 2004.

erp