El presidente estadounidense Donald Trump dijo a los líderes occidentales en la reciente cumbre del G7 que la alianza militar OTAN es "tan mala como el TLCAN", el tratado comercial de América del Norte que amenaza con romper.

El comentario, que incrementa las preocupaciones de que los aliados atlánticos se encaminan a una cumbre tormentosa el mes próximo, fue reportado el jueves por el sitio estadounidense de información Axios y confirmado por un diplomático europeo.

La cumbre del G7 celebrada en Quebec a principios de junio mostró a un Trump aislado en sus posiciones, enfrentando a los líderes de las otras seis democracias ricas del mundo en torno al comercio.

Pero no se sabía que la hostilidad del mandatario estadounidense sobre los acuerdos multilaterales alcanzaba a la OTAN, el baluarte de la seguridad occidental durante décadas.

Las declaraciones salen a luz cuando la Casa Blanca y el Kremlin anuncian que Trump y el mayor enemigo de la OTAN, el presidente ruso Vladimir Putin se reunirán en Finlandia luego de la cumbre de la alianza.

Los miembros de la OTAN se reunirán el 11 y 12 de julio en Bruselas en una cumbre ensombrecida por las acusaciones de Trump de que Europa explota a Estados Unidos limitando sus gastos en defensa.

abr