El Tribunal Constitucional de Bolivia avaló este miércoles ampliar los mandatos de la presidenta interina, Jeanine Áñez, y de los parlamentarios por lo menos hasta junio o agosto, cuando tome posesión un nuevo gobierno y un renovado Congreso, informó un magistrado.

"Se estableció que corresponde la prórroga del periodo de mandato de las autoridades de los órganos del poder público del nivel central y subnacional, Ejecutivo y Legislativo, hasta la posesión de las nuevas autoridades electas en las elecciones generales" del 3 de mayo, dice el fallo leído por el magistrado del Tribunal Constitucional, Carlos Alberto Calderón.

La extensión del plazo de los mandatos estaba pendiente, dado que la Constitución establece un plazo de seis meses para que el presidente interino llame a nuevas elecciones, en este caso, desde la renuncia de Evo Morales a la presidencia, el 10 de noviembre.

Este plazo se cumpliría el próximo 10 de mayo, apenas una semana después de la fecha prevista para los nuevos comicios, lo que no daría tiempo para una previsible segunda vuelta, convocada para el 14 de junio.

En tanto, el periodo de los actuales legisladores terminaba el próximo 22 de enero, por lo que de no haber sido ampliado el Congreso hubiera quedado sin funciones en la práctica. Morales, que gobernó casi 14 años, dimitió tras una fuerte convulsión social luego de ser reelegido en las elecciones del 20 de octubre, suspendidas después de que una auditoría de la OEA hallara irregularidades. Dos días después, el exmandatario indígena se refugió en México, y desde hace un mes se trasladó a Argentina.