Washington. Las celebraciones del 4 de julio, Día de la Independencia se redujeron en Estados Unidos, que registró 43,742 nuevos contagios de Covid-19 y 252 fallecidos en las 24 horas previas, según la Universidad Johns Hopkins. Los tres días anteriores habían sido marcados por récords de nuevos casos.

El presidente Donald Trump busca minimizar la gravedad lo cual exaspera a autoridades de estados del sur y sureste en donde el virus contagia más gentes.

“Nuestra estrategia funciona”, dijo Trump el sábado en un discurso en la Casa Blanca aún cuando varios funcionarios tienen reservas con esa visión.

El Covid-19 viene esparciéndose desde hace varias semanas en Estados Unidos. En pocos días, el estado de Florida registró 100,000 casos nuevos, Arizona bate récords de hospitalizaciones y las unidades de cuidados intensivos de Houston, Texas, están a un tris de la saturación.

Los “mensajes mezclados” del presidente son un problema, dijo el domingo la alcaldesa de Phoenix, Arizona, Kate Gallego.

“Trump estuvo en mi comunidad, optó por no usar mascarilla y realiza grandes eventos mientras trato de que la que gente no salga de casa y evite multitudes”, manifestó Gallego reflejando la exasperación de autoridades de varios estados.

Las autoridades sanitarias de EU reconocieron a finales de junio que habían perdido el control de la epidemia. Pero eso no impidió que Trump volviera a minimizar el peligro.

El mandatario volvió a apuntar a China, donde surgió el coronavirus, como responsable de la pandemia e insistió en que deberá “rendir cuentas”.

Antes de la celebración, en Florida, donde el número diario de casos de contagios también supera récords, el alcalde del condado de Miami-Wade, el más poblado del país con cerca de 2.7 millones de habitantes, decretó un toque de queda a partir de las 22:00 horas.

En Atlanta o Nashville, los conciertos y fuegos artificiales fueron anulados.

Récord global

La Organización Mundial de la Salud (OMS) reportó el sábado un incremento récord de casos de coronavirus en el mundo, con un alza de 212,326 contagios en apenas 24 horas.

La tasa más acelerada de contagios se produjo en Estados Unidos, Brasil e India, según la agencia. El récord anterior de casos diarios era de 189,077, con fecha del 28 de junio.

El número de muertes en todo el mundo permaneció en cerca de 5,000 por día.

El gobierno de El Salvador anunció que ante el alza en los casos de coronavirus postergará el inicio de la segunda fase en la reapertura de la economía del país. “El incremento acelerado de contagios y fallecidos ha sucedido, principalmente, durante la fase 1 de implementación del plan de reapertura” que inició el pasado 16 de junio, señaló la Casa Presidencial en un comunicado.