El Partido Demócrata eligió a Tom Perez, ex secretario del Trabajo de Barack Obama, como nuevo líder del partido.

Muchos progresistas dentro del partido habían respaldado al congresista de Minnesota, Keith Ellison, para que fuera el presidente del Comité Nacional Demócrata. Al final, Perez derrotó a Ellison en una elección apretada que requirió dos rondas de votación. Perez eligió inmediatamente a Ellison un político respaldado por el senador y precandidato presidencial Bernie Sanders para que funja como vicepresidente del partido.

Amaño

El presidente Donald Trump estimó a través de Twitter que la elección del dirigente del Partido Demócrata del día anterior estuvo amañada .

La carrera a la Presidencia del DNC (el Comité Nacional Demócrata) estaba, por supuesto, completamente ‘amañada’. El tipo de Bernie (Sanders), al igual que el propio Bernie, nunca tuvo ninguna posibilidad. Clinton quería a Perez , escribió el mandatario republicano.

De forma sarcástica, casi después de conocer la noticia, Trump reaccionó felicitando a los demócratas por haber elegido a Thomas Perez . ¡No podría sentirme más feliz por él o por el Partido Republicano! , ironizó.

Llámeme Tom. Y no se alegre tanto , contestó luego Perez en esa misma red social, prometiéndole que la nueva dirección del partido y todos los demócratas unidos del país serán su peor pesadilla .