El aumento propuesto para el gasto de defensa en Estados Unidos es un asunto interno de Washington y no concierne a Rusia a menos que perturbe el equilibrio estratégico de poder, dijo este viernes el portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov.

El presidente estadounidense, Donald Trump, propuso esta semana un incremento de 54,000 millones de dólares en el gasto de defensa y dijo que quería lanzar la mayor acumulación de fuerza militar en la historia del país para mejorar lo que llamó unas fuerzas armadas deterioradas.

erp