Tres iraníes-estadounidenses abandonaron Teherán el domingo gracias a un canje de prisioneros que se produjo tras la remoción de las sanciones económicas contra Irán, parte de un acuerdo histórico que según el presidente Barack Obama evitará que la república islámica acceda a un arma nuclear.

En una señal de que seguirá vigilando a Irán para que cumpla con las disposiciones de Naciones Unidas, Estados Unidos impuso nuevas sanciones contra 11 compañías e individuos por proveer materiales para el programa de misiles balísticos de Teherán.

El Gobierno de Obama impuso las nuevas medidas tras haberlas aplazado por más de dos semanas durante las tensas negociaciones para liberar a cinco prisioneros estadounidenses, según personas cercanas al asunto. Irán realizó una prueba de un misil balístico en octubre, violando una prohibición de la ONU.

NOTICIA: Estados Unidos levanta sanciones a Irán por acuerdo nuclear

"Este es un buen día porque de nuevo estamos viendo lo que es posible con una diplomacia estadounidense fuerte", dijo Obama en la Casa Blanca. "Estas cosas son un recordatorio de lo que podemos conseguir cuando lideramos con fuerza y sabiduría".

En tanto, el presidente de Irán, Hassan Rouhani, elogió la implementación del acuerdo nuclear como una "página dorada" en la historia del país y dijo que el pacto sería empleado como un modelo para resolver disputas regionales.

"El acuerdo nuclear es una oportunidad que debemos utilizar para desarrollar al país, mejorar el bienestar de la nación y crear estabilidad y seguridad en la región", declaró el mandatario durante un discurso ante el Parlamento.

El fin de las sanciones y el canje de prisioneros reduce considerablemente la hostilidad entre Teherán y Washington que ha marcado las relaciones en Oriente Medio desde la Revolución Islámica de 1979.

Prisioneros Regresan A Casa

Un funcionario estadounidense dijo que el corresponsal del Washington Post Jason Rezaian, el pastor cristiano Saeed Abedini y el ex marine Amir Hekmati abandonaron Teherán el domingo junto a algunos miembros de su familia a bordo de un avión suizo.

NOTICIA: La injusta detención de Jason Rezaian en Irán

Otro iraní-estadounidense que debe ser liberado según el canje de reos, Nosratollah Khosravi-Roodsari, no iba a bordo de la aeronave. Un quinto prisionero, el estudiante estadounidense Matthew Trevithick, fue puesto en libertad por separado el sábado, explicó el funcionario.

"Podemos confirmar que nuestros ciudadanos estadounidenses detenidos han sido liberados y que quienes deseaban dejar Irán ya han partido", sostuvo.

En tanto, varios iraníes-estadounidenses que permanecían en prisiones en Estados Unidos por acusaciones o condenas en relación a violaciones de sanciones también fueron excarcelados, según dijeron sus abogados a Reuters. El Gobierno en Washington indultó a siete iraníes detenidos en el país, seis de ellos con doble nacionalidad.

El intercambio de prisioneros es la culminación de meses de contactos diplomáticos, negociaciones secretas y maniobras legales que casi se frustraron en diciembre, cuando Washington amenazó con imponer más sanciones contra Irán por su reciente prueba del misil balístico.

NOTICIA: Finaliza juicio contra reportero del Post

En su discurso al Parlamento, Rouhani, un líder pragmático elegido en el 2013, dijo que tras la apertura comercial la economía de Irán debería buscar un futuro menos dependiente del petróleo. Aún así, es posible que las exportaciones de crudo iraní trepen ahora que las sanciones fueron levantadas, exacerbando el preocupante exceso global de suministros.

abr