Leer a Trump en francés revela la poca calidad de su lenguaje y, en consecuencia, de su pensamiento. Esto es lo que piensa la traductora profesional Bérengère Viennot, quien se dedica a traducir del inglés al francés las palabras de los miembros de la clase política estadounidense.

NOTICIA: Trump promete relajar regulaciones a automotrices

Trump no es fácil de traducir, en primer lugar, porque la mayoría del tiempo, cuando habla, parece no saber muy bien a dónde se dirige , explica a Los Angeles Review of Books Viennot, quien también tradujo los discursos y alocuciones de Barack Obama, durante su recién concluído mandato.

Traducir a Obama fue un regocijo intelectual. Su pensamiento era claro y su vocabulario era lo suficientemente rico como para permitirme escribir hermosas oraciones que podían variar muy sutilmente según el tono de su discurso , refiere.

NOTICIA: Nota de EU podría verse impactada por decisiones de Trump: Moody’s

Para la traductora, traducir estriba en trasladar el sentido de un discurso de un grupo de lectores a otro y asegurarse de que tus lectores experimenten lo mismo que los lectores del texto original. El traductor debe entonces transportar el sentido exacto de una frase al tiempo que elige las palabras para que el texto sea lo más inteligible posible.

El caso de Trump supone un reto mayúsculo entonces. ¿Qué debo hacer? , pregunta Viennot. ¿Traducir a Trump literalmente y dejar que los lectores franceses lidien con el resultado? o mantener el contenido, pero suavizar el estilo, para que sea más inteligible, lo que llevaría a quienes no leen en inglés a creer que Trump es un político como cualquier otro, que habla con propiedad lo cual obviamente no es cierto .

Una vez que hayas entendido su punto (de Trump), aún debes expresarlo en tu propio idioma. Y cuando terminas te das cuenta de que has escrito algo muy desagradable para que otras personas lo lean. El vocabulario de Trump es limitado, su sintaxis está fracturada; repite las mismas frases una y otra vez, lo que obliga al traductor a hacer lo mismo .

NOTICIA: Trump firmaría órdenes ejecutivas sobre inmigración

A una pregunta sobre si además de las similitudes ideológicas, ella veía algún parecido entre el lenguaje de Trump y el del político nacionalista frances Jean-Marie Le Pen, Viennot respondió que el ex líder del Frente Nacionalista francés es un gran orador. Está bien educado y sabe cómo dirigirse a una multitud. Trump da la impresión de estar repitiendo lo que leyó en Internet el día anterior .

Los traductores japoneses también enfrentan un reto estructural al trasladar el discurso de Trump. En una entrevista para The Washington Post, la traductora Agness Kaku, quien ha traducido a muchos políticos estadounidenses para diversos medios japoneses, dijo que el idioma inglés es una lengua en la que predomina el sujeto de la acción, es decir, quién es el actor principal del discurso. Mientras que para el idioma japonés lo importante es definir con precisión cuál es el tema del discurso

(En el caso de Trump) es muy sencillo identificar el sujeto, refiere Kaku. El discurso es sobre él o sobre su enemigo . Pero es muy difícil saber cuál es el tema. Simplemente se desvía , explica la traductora.

En un ensayo publicado por Slate Francia, Bérengère Viennot afirma que el vocabulario de Trump refleja un pensamiento estrecho. El hecho de que el líder de la mayor potencia occidental utilice una retórica simplista, pobre y sin ninguna sofisticación es bastante alarmante .

NOTICIA: Profunda devaluación en la diplomacia de EU

A partir de la traducción de sus discursos, Viennot ha llegado a una conclusión rotunda sobre el nuevo presidente de Estados Unidos: No es un ideólogo; es un oportunista .

[email protected]