Un polémico editorial publicado el lunes 23 de noviembre por el diario La Nación en el que reclama al nuevo gobierno de Mauricio Macri revisar la situación de cientos de ex militares detenidos por delitos de lesa humanidad generó un inédito rechazo de los propios periodistas del medio y el repudio de los organismos de derechos humanos.

El Editorial del lunes 23 de noviembre de La NACION aquí

El escrito, que desató una ola de repudio incluso al interior del matutino, consideró que la elección del opositor Mauricio Macri como presidente era el momento propicio para terminar con las mentiras sobre los años de 1970 y las actuales violaciones de los derechos humanos que, denunció, padecen los acusados.

"La elección de un nuevo gobierno es momento propicio para terminar con las mentiras de los años 70 y las actuales violaciones a los derechos humanos", indicó el periódico fundado en 1870 y uno de los de mayor circulación en Argentina, un día después del triunfo del conservadorMauricio Macri en la segunda vuelta electoral, que puso fin a 12 años de kirchnerismo.

NOTICIA: Scioli reconoce derrota ante Macri en elección argentina

El editorial, sin firma, indicó que es urgente resolver "el vergonzoso padecimiento de condenados, procesados e incluso sospechosos de la comisión de delitos" cometidos durante la última dictadura militar (1976-1983).

Desde 2003, cuando el kirchnerismo impulsó en el Congreso la derogación de las leyes de amnistía que protegían a los ex miembros de las fuerzas armadas implicados en la desaparición de miles de perseguidos políticos, se reabrieron cientos de causas judiciales y más de 500 acusados fueron condenados. La mayoría quedaron confinados en cárceles comunes.

El editorial del centenario diario fue cuestionada por sus propios periodistas, primero en redes sociales y luego a través de un comunicado en el que manifestaron "que en nada nos representa al igualar a las víctimas del terrorismo de Estado y el accionar de la justicia en busca de reparación en los casos de delitos de lesa humanidad con los castigos a presos comunes y con una 'cultura de la venganza'''.

Las críticas a la convocatoria de uno de los diarios más importantes del país fueron creciendo conforme avanzó el día, ya que alimentó los temores de que el gobierno de Macri represente la impunidad para represores que tanto costó condenar.

NOTICIA: Argentina decide al sucesor de Cristina Fernández

Hugo Alconada Mon, prosecretario de redacción de La Nación, publicó en su cuenta de Twitter una foto de los periodistas reunidos en la redacción y mostrando un cartel con la leyenda "Yo repudio el editorial" y la frase "Nunca más".

Mientras Pablo Sirvén, secretario de redacción, también escribió en la red social que "no avalo editorial de La Nación. Juicios lesa humanidad deben seguir".

En otro párrafo del editorial, La Nación aseveró que "un día después de que la ciudadanía votara un nuevo gobierno, las ansias de venganza deben quedar sepultadas de una vez para siempre".

Consultado sobre la continuidad de los juicios contra represores en su primera conferencia como presidente electo, Macri dijo que "la justicia tendrá total independencia para continuar con su tarea".

A causa de la polémica, la consigna La Nación se convirtió en tendencia mundial en Twitter.

El organismo de derechos humanos Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora celebró en un comunicado la reacción de los periodistas del diario frente "a un editorial que lastima y ofende el camino emprendido por Argentina en pos de la memoria, la verdad y la justicia".

"Una vergüenza la editorial del diario La Nación", opinó el premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel.

La organización H.I.J.O.S., integrada por hijos de desaparecidos, expresó que "nuestra única venganza es ser felices" y que "algunos cambian. Nosotros seguimos: ¡cárcel común, perpetua y efectiva para todos los genocidas!".

NOTICIA: Los retos para el sucesor de Cristina Fernández en Argentina

Durante los gobiernos del fallecido expresidente Néstor Kirchner (2003-2007) y su esposa y sucesora, Cristina Fernández (2007-2011 y 2011-2015) ya fueron condenados casi 600 exmilitares y civiles que secuestraron, torturaron, asesinaron y robaron a bebés nacidos en cautiverio.

La política de derechos humanos será uno de los principales legados del kirchnerismo, y una de las principales razones por las que La Nación fue un diario opositor durante estos 12 años y medio.

Desde temprano se multiplicaron las denuncias por la impunidad promovida por el matutino, pero crecieron en impacto cuando sus propios periodistas se desligaron de esa posición a través de las redes sociales.

Las reacciones dejaron en claro que, aun cuando se intentara, no será fácil volver atrás en el camino avanzado en materia de derechos humanos, en el que Argentina es un ejemplo a nivel mundial.

El propio Macri fue cuestionado sobre el tema y garantizó que los juicios por delitos de lesa humanidad continuarán sin ningún tipo de presión porque su promesa es respetar la independencia de la justicia.

Respuesta de la Redacción de LA NACION al editorial de este lunes 23 de noviembre aqui

Con información de AP y Notimex

rarl