El parlamento de Cataluña aprobó este el lunes un plan para establecer una hoja de ruta que permita declarar la independencia de España en 2017, una iniciativa que supone un claro desafío al gobierno central español, que la considera inconstitucional.

NOTICIA: Salieron 1,000 empresas de Cataluña por crisis política

La cámara aprobó la propuesta secesionista por 72 votos a favor frente a 63 en contra, en una cámara de 135 escaños y mayoría secesionista desde las elecciones autonómicas de septiembre pasado.

La propuesta, que incluye la puesta en marcha en un mes de instituciones propias para una "desconexión pacífica" de España, será recurrida de inmediato por el Ejecutivo de Mariano Rajoy ante el Tribunal Constitucional.

La iniciativa independentista fue presentada por los diputados de la coalición Junts pel Sí (Juntos por el Sí) y del partido de extrema izquierda Candidatura de Unidad Popular (CUP). En conjunto, las dos formaciones lograron una mayoría parlamentaria en las elecciones regionales del pasado septiembre.

NOTICIA: Catalanes independientes, sin nacionalidad española

El gobierno del presidente Mariano Rajoy ha prometido tomar acciones legales contra el parlamento catalán si se aprobaba el plan secesionista.

El desafío catalán acapara el debate político en España a mes y medio de las elecciones generales, en las que los sondeos prevén que el Partido Popular de Rajoy sea el más votado, pero lejos de la mayoría absoluta de 2011 tras una legislatura plagada de recortes sociales y escándalos de corrupción.

erp