París. - Por tercera noche consecutiva, cientos de manifestantes ocupaban la noche del sábado al domingo la plaza de la República de París para oponerse a una polémica reforma del derecho laboral.

Este movimiento espontáneo bautizado Nuit debout (Noche de pie) surgió tras las concentraciones convocadas por organizaciones sindicales y estudiantiles para reclamar la retirada del proyecto de ley sobre el trabajo presentado por el Gobierno socialista francés.

Pero el movimiento añade -con el hashtag #NuitDebout en las redes sociales- otras reivindicaciones políticas o sociales. Y numerosos participantes lo ven como el arranque de un fenómeno informal como los movimientos "Occupy" nacidos en diversos países, como los "Indignados" de la Puerta del Sol, aparecido en 2011 en Madrid para denunciar la austeridad y la corrupción.

NOTICIA: Huelgas y manifestaciones en Francia vs políticas de Hollande

Los manifestantes, que duerme poco, son jóvenes en su mayoría. Algunos están allí para protestar contra la ley laboral. Otros acusan al Gobierno de "derivas" en materia de seguridad después de los atentados yihadistas registrados en París. Otros denuncian "violencias policiales" ocurridas en ciertas manifestaciones contra la ley laboral.

Entre los árboles de la plaza han puesto lonas, hay tiendas diseminadas por la gran plaza. Un escenario. Benévolos preparan bocadillos. No hay organizadores, sino comisiones creadas a toda prisa: acción, comunicación, intendencia...

"Tenemos que parar de querer estructurar un movimiento, si no deja de ser un movimiento", gritaba la noche del sábado un manifestante con un megáfono, Michel, aplaudido por la muchedumbre bajo la lluvia.

NOTICIA: Desalojan Palacio de Justicia francés por amenazas

"Descentralizamos y decidimos todo en asamblea general: somos cientos de personas que tenemos que trabajar juntas de un día para otro", declaró Cassien, de 24 años.

Killian, de 20 años, estudiante de audiovisuales, que iba por su tercera noche en la plaza de la República, cree en "un 'Occupy' como en los otros países". Espera sobre todo "la retirada de la ley El Khomri", que lleva el nombre de la ministra de Trabajo, Myriam El Khomri, sueña con una "revolución".

abr