Caracas.-El presidente venezolano Hugo Chávez, que se encuentra de visita en Cuba, tuvo que ser operado de urgencia el viernes al diagnosticársele un absceso pélvico y se encuentra en un satisfactorio proceso de recuperación, informó desde La Habana el canciller Nicolás Maduro.

Leyendo un comunicado oficial de la Presidencia ante las cámaras de la televisión oficial VTV, Maduro indicó que si bien Chávez, de 56 años, estaba "casi totalmente restablecido de la lesión en una de sus rodillas, presentó una nueva dolencia de salud".

Los exámenes "revelaron la existencia de un absceso pélvico que ameritó la decisión del presidente Hugo Chávez de someterse de manera inmediata a un procedimiento quirúrgico correctivo", agregó el ministro venezolano.

Un absceso pélvico es una dolorosa lesión debido a la acumulación de pus en la zona del peritoneo pélvico, generalmente causada por una infección bacteriana.

Maduro explicó parcamente que la operación se realizó la mañana del viernes en La Habana "con resultados satisfactorios para la salud" de Chávez, quien está "iniciando el proceso de recuperación" acompañado de sus familiares, médicos y parte de su equipo de gobierno.

El ministro de Exteriores explicó, sin dar más detalles, que en "breves días" Chávez "estará en condiciones de regresar de manera segura a Venezuela".

Chávez, en el poder desde 1999, se encontraba en Cuba desde el miércoles en una visita oficial y había viajado anteriormente a Brasil y Ecuador donde había cumplido sin problemas la agenda prevista.

Esta gira regional había sido suspendida en mayo por una lesión en su rodilla izquierda que alejó a Chávez de la vida pública durante casi un mes y de la que ya se estaba recuperando, aunque necesitaba aún la ayuda de una muleta para caminar.

Este sábado, el ministro de Comunicación e Información, Andrés Izarra, envió un mensaje para "reconfortar a toda la población venezolana" y reiteró que el presidente Chávez "se está recuperando satisfactoriamente", por lo que regresará al país "en los próximos días".

El reposo de un mes que tuvo que guardar el presidente venezolano sumado a la noticia de esta operación de urgencia desataron olas de comentarios en las redes sociales, muy desarrolladas en el país sudamericano.

En un país totalmente partido en dos por razones políticas, unos calificaron la noticia de la operación del presidente como un montaje para ocultar otra enfermedad del jefe de Estado o para aumentar su popularidad mientras otros enviaron sentidos mensajes de apoyo.

Desde el exterior, el ex mandatario hondureño Manuel Zelaya --gran aliado de Chávez-- le deseó "una rápida recuperación, mientras sus ejemplos y sus enseñanzas siguen en la lucha victoriosa en su patria y en todos los pueblos de Latinoamérica", según una nota divulgada por la Cancillería venezolana. Además, el ministerio de Exteriores señaló que el primer ministro de Dominica, Roosevelt Skerrit, también transmitió su solidaridad al mandatario.

Maduro reiteró que Chávez, "ratifica su voluntad inquebrantable de seguir trabajando por los supremos intereses de la patria", e insta desde Cuba al pueblo venezolano a "continuar avanzando en el proceso de consolidación de la Revolución Bolivariana".

"Me consumiré gustosamente al servicio del pueblo sufriente. Hugo Chávez", leyó el ministro, citando una de las frases usadas a menudo por el presidente venezolano.

BVC