Phoenix. El presidente Obama y la gobernadora de Arizona, Jan Brewer, intercambiaron al parecer palabras acaloradas frente a los periodistas y otros funcionarios públicos el miércoles.

El inusual enfrentamiento, que incluyó a Brewer señalando con el dedo a Obama y a él alejarse mientras ella hablaba, se centró en la recientemente publicada descripción de Brewer sobre una reunión que ella y Obama tuvieron en la Casa Blanca en junio del 2010, de acuerdo con las autoridades.

Obama bajó las escaleras del Air Force One y fue recibido por Brewer, quien lo esperaba junto con otros políticos. Brewer ofreció a Obama una carta, que más tarde dijo que se trataba de una invitación a sentarse con ella para discutir el regreso económico de Arizona y unirse a ella para visitar la frontera México-Estados Unidos.

Según un asesor de la Casa Blanca, el Presidente le dijo a Brewer que estaría feliz de reunirse con ella, pero también informó a la Gobernadora que él consideraba que la descripción que había hecho de su última reunión en la Oficina Oval era incorrecta.

El libro de Brewer Escorpiones para desayunar: Mi lucha contra intereses especiales, medios de comunicación liberales y políticos cínicos para asegurar la frontera, detalla su enfoque conservador para hacer frente a los retos de inmigración ilegal del estado.

Una crítica publicada en el Arizona Republic expone que Brewer se refiere a Obama como condescendiente y lo ataca en varias ocasiones.

Pese a que originalmente describió la reunión como cordial, publicó el diario, en su libro llama al Presidente indulgente y ella afirma: Él me sermoneó .

En un extracto del libro, Brewer defiende el proyecto de ley 1070 que se convirtió en ley en el 2010, pero cuyas disposiciones más duras fueron anuladas por un juez federal.

Brewer escribió que Obama se ha burlado en repetidas ocasiones de todos los que queremos ver que se respete la ley, al decir que queremos un ‘foso con cocodrilos alrededor del país’. La razón por la que ha recurrido a estos intentos fallidos de humor, creo yo, es porque él apoya una política que es fundamentalmente antidemocrática y él lo sabe .

Ella y Obama parecían discutir mientras otros funcionarios de Arizona observaban. El intercambio terminó cuando Obama se alejó abruptamente mientras Brewer parecía estar hablando todavía.