Fuerzas de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) en la costa de Libia desactivaron hoy varias minas plantadas en aguas del puerto de Misurata, informó el comando de las operaciones aliadas desde su base en el sur de Italia.

Algunos buques, que asumimos eran a favor del (líder libio Muammar) Gaddafi, colocaron minas de forma indiscriminada , afirmó el brigadista Rob Weighill, jefe de la operación Protector Unificado, en una rueda de prensa transmitida desde el cuartel general de Nápoles, Italia.

Weighill indicó que los buques aliados han interceptado varias embarcaciones cuando ya habían colocado algunas minas e intentaban plantar otras.

El brigadista dijo que no podía dar más detalles sobre la operación porque aún no ha sido concluida.

No obstante, aseguró que la ayuda humanitaria internacional sigue llegando a Misurata por el puerto, hacia donde está siendo escoltada por las fuerzas aliadas.

La presencia de las tropas de la OTAN también ayudó a los rebeldes a mantener y ampliar de forma significativa su control sobre el centro urbano de Misurata, pese a que las fuerzas leales a Gaddafi persisten en sus bombardeos indiscriminados sobre la ciudad, aseguró Weighill.

Seguimos destruyendo tanques y lanzacohetes usados para atacar a la población. Hemos degradado seriamente la capacidad (de Gaddafi) de mando y control y su logística .

Aún así, resaltó que sería demasiado optimista considerar que los rebeldes están ganando la batalla por el control de Misurata y advirtió que campañas como ésta requieren tiempo y paciencia .

La ciudad continuará siendo la prioridad de los ataques aéreo aliados en los próximos días, junto a las localidades de Zintan y Yebra, al oeste del país.

DOCH