El ministro brasileño de Trabajo, Helton Yomura, presentó su renuncia este jueves después de haber sido separado de su cargo por orden de la corte suprema, en el marco de una investigación sobre un esquema de fraudes en el sistema de registros de sindicatos.

El presidente Michel Temer "recibió y aceptó el pedido de renuncia del ministro del Trabajo y agradeció su dedicación al frente de la cartera", se informó en un comunicado de Presidencia.

Yomura había sido suspendido de su cargo horas antes por el Supremo Tribunal Federal (STF), tras la tercera fase de la operación denominada 'Registro Espúrio'. El ministro fue llevado a declarar en la sede de la Policía Federal (PF) en Brasilia.

El funcionario, del Partido Trabalhista Brasileiro (PTB, centro-derecha), dijo que fue "sorprendido" por esta operación. "Jamás practiqué ningún acto ilícito o irregularidad en los cargos que ocupé en el ministerio", dijo Yomura en la carta de renuncia que entregó a Temer, a la que tuvo acceso el diario local O Globo.

La operación 'Registro Espúrio' fue lanzada el pasado 30 de mayo para investigar una presunta organización criminal integrada por políticos y funcionarios, que usaron sus cargos para manipular los procesos de inscripción de sindicatos en el ministerio de Trabajo.

La fase de este jueves implicó tres órdenes de prisión provisional y diez requisas en residencias u oficinas de funcionarios en Brasilia y Rio de Janeiro.

Además, impuso otras medidas cautelares a los investigados -cuyas identidades no fueron reveladas-, que no podrán ni acercarse al ministerio ni tener contacto entre ellos, detalla un comunicado de la Policía Federal.

Según la prensa local, entre los implicados estarían el diputado federal Nelson Marquezelli (del Partido Trabalhista Brasileiro, PTB) y el jefe de gabinete de Yomura, Júlio de Souza Bernardes.

Yomura asumió al frente del ministerio del Trabajo interinamente en enero, y en forma definitiva en abril, después de que a la diputada Cristiane Brasil (PTB) -designada por Temer- se le impidiera asumir el cargo debido a una acción popular en su contra, por haber tenido a su servicio a dos conductores a los que no habría contratado formalmente.

El PTB es presidido por Roberto Jefferson, padre de Cristiane Brasil y un exdiputado envuelto en varios casos de corrupción y condenado por el llamado "mensalao".

abr