La más severa ley antiinmigrante, aprobada la semana pasada en Arizona, motivó una masiva participación en la marcha que se realizó hoy en Los Angeles, California, en demanda de una reforma migratoria integral.

Decenas de miles de hispanos salieron este sábado a las calles de la ciudad al responder a la convocatoria para demandar una reforma migratoria y protestar por la legislación antiinmigrante en Arizona, que criminaliza a la inmigración indocumentada.

'Este es un mensaje de unidad de que no hay que tener miedo y seguir adelante con la exigencia de una reforma que se ha tardado mucho y que ahora es momento de hacer el ruido en serio', señaló el músico Emilio Estefan, de origen cubano.

Acompañando la lucha de organizaciones proinmigrantes, Estefan, su esposa Gloria, los artistas mexicanos Kate del Castillo y Demián Bichir, así como el líder de la Unión de Trabajadores Campesinos (UFW), Arturo Rodríguez, encabezaban la marcha en la parte trasera de un camión.

'En Arizona están confundiendo el crimen con la parte migratoria. Los inmigrantes venimos a trabajar y hacer cosas buenas para este país', aseveró Emilio.

Emocionado por la respuesta de los inmigrantes a la convocatoria expresó su optimismo y señaló que este día 'se está haciendo historia. Lo que pasó en Arizona fue el botón de unidad que se necesitaba apretar'.

'Es el momento para que los inmigrantes mostremos la cara bella que le traemos a este país, siempre respetando leyes, y viendo que hacia atrás en este país todos somos inmigrantes', indicó por su parte la cantante Gloria Estefan, también de origen cubano.

La actriz Kate del Castillo dijo que era un orgullo participar en este evento.

'Tenemos que empezar a creer en los milagros y confiar en que hoy se dará un milagro más en esta nación. Esperémoslo porque somos gente buena, honesta, así que no tengan miedo de salir a la calle', agregó la artista mexicana.

Por su parte, Demián Bichir destacó que en Estados Unidos no hay una actividad en la que no intervenga un indocumentado y el que lo quiera negar es una absoluta necedad.

'Estamos aquí para decirle a la gente que esta reforma se va a tener que hacer tarde o temprano y más vale que sea temprano', añadió.

Mientras que el líder del sindicato campesino señaló que la reforma migratoria integral es una prioridad para todos los trabajadores del campo.

'Es por los campesinos que todos comemos todos los días, somos inmigrantes mexicanos y sin campesinos no hay comida en este país', dijo Rodríguez.

'No podemos permitir que Arizona implemente una ley racista que va en contra de nuestra comunidad', apuntó.

Al término de estos discursos se inició el recorrido de la marcha de numerosos contingentes de organizaciones comunitarias, sindicales y proinmigrantes, que gritaban 'Todos somos Arizona', así como consignas en demanda de una reforma migratoria.

Bajo la consigna 'Unidos por la reforma migratoria', los manifestantes urgieron al gobierno federal que deje de hacer promesas y concrete una propuesta para este año.

Demandaron que en las próximas semanas se aterrice una propuesta legislativa en el Congreso de Estados Unidos para que se abra un camino a la legalización de casi 12 millones de indocumentados y finalicen las redadas.

La marcha, que inició en la calle de Broadway, en el centro de Los Angeles, concluirá cerca de la alcaldía de Los Angeles, donde se espera que hablen el alcalde de Los Angeles, Antonio Villaraigosa, políticos locales, concejales, asambleístas, líderes sindicales, religiosos y comunitarios.

/doch