Nueva York.- CNBC alcanzó la mayor audiencia en su historia durante la transmisión del tercer debate republicano; sin embargo, enfrenta críticas por la manera en que sus moderadores interrogaron a los candidatos.

La compañía Nielsen señaló que 14 millones de espectadores observaron el debate del miércoles por la noche, menos de los 24 millones que vieron el de febrero que transmitió Fox News Channel y de los 23 que registró CNN en el segundo debate. Sin embargo, sigue siendo un estándar elevado: El debate de candidatos republicanos de 2011 por CNBC apenas alcanzó a una audiencia de 3.3 millones de espectadores, comentó Nielsen.

NOTICIA: Ben Carson supera a Trump en sondeo de republicanos

El debate de esta semana también tuvo competencia del segundo juego de la Serie Mundial de béisbol.

Al igual que los umpires del béisbol, los moderadores del debate se hicieron notar cuando las cosas salieron mal, y Carl Quintanilla, Becky Quick y John Harwood estuvieron el jueves bajo los reflectores. Tanto los candidatos como el presidente del Comité Nacional Republicano, Reince Priebus, señalaron que la actuación de los moderadores "fue extremadamente decepcionante".

NOTICIA: Sólo quedan tres demócratas por la presidencia de EU

Representantes de todas las campañas republicanas planean una reunión privada en los próximos días para expresar sus quejas sobre la manera en que se han llevado los debates, dijo Douglas Watts, portavoz de Ben Carson. Además de la línea con que se interroga, algunas campañas están en contra de la duración de los eventos.

El próximo debate republicano está programado para el 10 de noviembre y será transmitido por Fox Business Network.

Al arranque del debate del miércoles, Quintanilla realizó a cada uno de los candidatos una pregunta de entrevista laboral: "¿Cuál es su mayor debilidad?"

NOTICIA: Joe Biden se descarta como candidato a la Casa Blanca

Luego, Harwood le preguntó a Donald Trump. "Le ha ido extremadamente en su campaña al prometer construir un muro que pagaría otro país, sacar a 11 millones de personas del país, recortar impuestos por 10,000 millones de dólares sin incrementar el déficit y mejorar a los estadounidenses porque su grandeza reemplazaría a la estupidez e incompetencia de los demás. Seamos sinceros, ¿esto es una campaña presidencial de caricatura?"

Trump dijo que "no fue una pregunta muy amable" y uno de los colegas de Harwood en NBC News, Joe Scarborough, dijo que fue "absolutamente vergonzoso", durante la transmisión del programa "Morning Joe" en MSNBC.

mac