Los mundialmente conocidos casinos de Las Vegas reabrieron sus puertas este jueves tras 11 semanas cerrados debido a la pandemia del nuevo coronavirus.

Un minuto después de la medianoche las máquinas tragamonedas volvieron a sonar y las ruletas a rodar en los casinos del centro de la ciudad, mientras que los del Strip, la calle donde están los más lujosos y famosos, y que estaba desértica desde marzo, retomaron sus operaciones poco después del amanecer.

Grandes multitudes se lanzaron a casinos como The D, que trasladó a cientos de visitantes costeando los boletos aéreos para la ocasión.

"Estamos muy animados, puedes ver las caras de todo el mundo", dijo el dueño, Derek Stevens, a periodistas. "Todo el mundo muy emocionado".

La famosa fuente del hotel Bellagio, conocida por la película "La gran estafa", volvió a danzar poco antes de que abriera el casino, mientras decenas de curiosos locales y turistas hicieron fila para entrar a las 10:00 locales (17:00 GMT).

La reapertura es un gran impulso para la economía de Las Vegas, que depende en gran medida del turismo y que ha visto cómo el desempleo llegó hasta 33.5% en abril.

"Las Vegas sigue siendo Las Vegas"

Dentro de las salas de juego de la ciudad, que redujeron su capacidad a la mitad, se establecieron estrictas reglas, como que las mesas de blackjack se limitan ahora a tres jugadores para mantener el distanciamiento social y están equipadas con barreras de plexiglás entre jugadores y crupieres.

El personal fue instruido para evitar que multitudes se aglomeren alrededor de los jugadores en las mesas de dados, donde un máximo de seis pueden estar de pie a la vez.

"Las Vegas sigue siendo Las Vegas", dijo el CEO de MGM Resorts William Hornbuckle a la AFP esta semana, previo a la reapertura. "Con el tiempo vamos a estar de vuelta como antes".

Las directrices de la compañía que opera el Bellagio, MGM Grand, New York-New York y otros casinos, incluyen dejar apagadas máquinas tragamoneda por medio.

A los clientes se les "recomienda encarecidamente" cubrirse la cara mientras juegan, aunque habrá bebidas disponibles.

"Un poco de tiempo"

Las discotecas y los fastuosos shows de Las Vegas permanecerán cerrados por ahora.

Muchos casinos toman la temperatura a los visitantes al ingreso.

Además de la pandemia, la ciudad ha sido golpeada por las protestas antiracismo por la muerte de George Floyd, un hombre negro asesinado por un policía blanco.

Un oficial de Las Vegas se encontraba en "estado grave" después de recibir un disparo durante las manifestaciones a principios de esta semana, y un hombre hispano armado fue asesinado por la policía después de levantar su arma en un incidente aparte ocurrido cerca.

Tres activistas ultraderechistas fueron arrestados por una unidad antiterrorismo por incitar a la violencia.