Los Ángeles. Impuestos excesivos, una élite desconectada de la población y el riesgo de perder libertades individuales son los temas que dominan la campaña de los candidatos conservadores que pelean su camino hacia la gobernación de California.

California irá a las urnas el día de hoy para decidir si revoca a su gobernador, el demócrata Gavin Newsom.

"El mayor desafío para California en general es la intrusión del gobierno", afirma Larry Elder, el locutor de radio que despunta como favorito en las encuestas.

"Soy un libertario con una "L" minúscula", afirma el afroestadounidense de 69 años, abogado de profesión y provocador de oficio.

Elder nació en un barrio pobre del sur de Los Ángeles. Desde hace más de veinte años se ha convertido en una figura importante de la radio entre los círculos ultraconservadores debido a sus argumentos populistas y, más recientemente, por su apoyo incondicional a Donald Trump.

Elder llegó a escribir en una revista que "las mujeres saben menos que los hombres en temas políticos, económicos y de actualidad".

Ícono transgénero e integrante del clan Kardashian, Caitlyn Jenner (intención de voto: 1%) apuesta a atizar el supuesto fin del "sueño americano" y a insuflar la nostalgia por una California donde todo era posible, según ella.