El Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) en Washington aprobó la resolución presentada conjuntamente por México, Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Estados Unidos, Paraguay y Perú, para crear un Grupo de Trabajo para Nicaragua, el cual contribuirá en la búsqueda de una solución pacífica a la crisis del país.

A más de 100 días de la ola de violencia que ha dejado más de 300 muertos, de acuerdo con organizaciones de derechos humanos y con un diálogo estancado entre el gobierno de Daniel Ortega y la oposición, el Grupo de Trabajo para Nicaragua se sumará a los esfuerzos ya en marcha del sistema interamericano y estará compuesto por un representante de cada grupo regional y otros estados miembros. Asimismo, presentará mensualmente un reporte al Consejo Permanente sobre el avance de sus gestiones.

El embajador Jorge Lomónaco, representante permanente de México ante la OEA, puntualizó que la resolución no es un acto injerencista ya que la idea es no ser espectadores y agotar las opciones que ofrece la organización para que el país encuentre el camino de la paz.

“Este proyecto de resolución no hace ni una sola condena ni un juicio de valor a la situación de Nicaragua. Detrás de la propuesta hay una franca voluntad de contribuir desde nuestra esfera de competencia y con pleno respeto a la soberanía de Nicaragua para poner fin a una crisis que nos duele a todos”, dijo.

Con la aprobación de 20 votos a favor, cuatro en contra, Bolivia, Nicaragua, San Vicente y las Granadinas y Venezuela, y ocho abstenciones, el ministro nicaragüense Denis Moncada rechazó la creación de la comisión especial y adelantó que no se le permitirá el ingreso a su país por considerarlo como un acto de injerencismo.