Un indocumentado mexicano fue detenido por agentes de la policía en McAllen, Texas, por matar a su hijastra de dos años, que no dejaba de llorar mientras él veía por televisión uno de los juegos de futbol de la Copa del Mundo.

Víctor Rodríguez, jefe de la policía de McAllen, informó que Héctor Castro, de 28 años, fue arrestado el pasado sábado y acusado formalmente de homicidio capital este lunes.

Rodríguez dijo que Castro confesó ante la policía que estaba cuidando a la niña y que la menor no dejaba de llorar mientras él veía el juego entre las selecciones de Estados Unidos y Ghana, la tarde del sábado.

Castro rompió varias costillas y sofocó a la niña, e intentó hacer aparecer su muerte como un accidente, informó Rodríguez.

RDS