Washington.- Estados Unidos denunció este jueves en su informe anual sobre Derechos Humanos la restricción a la libertad de expresión en Venezuela y Ecuador en 2013, mientras que acusó a Cuba de intimidar a los opositores.

El informe anual sobre Derechos Humanos 2013 del Departamento de Estado, señala que el gobierno venezolano "continuó tomando acciones para impedir la libertad de expresión y restringir la libertad de prensa".

En Venezuela el Poder Ejecutivo mantiene un "control significativo" sobre los otros poderes del Estado, en especial el judicial, que "intimida" y amaña juicios contra grupos críticos del gobierno, continuó el documento.

Además puso en duda la victoria electoral del presidente Nicolás Maduro el pasado mes de abril tras la muerte de Hugo Chávez, destacando las denuncias de uso de recursos públicos y manipulación de votantes.

Las relaciones entre Estados Unidos y Venezuela, que carecen de embajadores desde 2010, se han tensado en los últimos días luego que Caracas acusara al gobierno estadounidense de apoyar las recientes protestas en contra de Maduro, mientras que Washington denunció el uso de la fuerza contra los manifestantes.

El Secretario de Estado, John Kerry, dijo el miércoles que Estados Unidos está "preparado" para un cambio en las relaciones con Venezuela, pero adelantó que su país no aceptará acusaciones, luego que Caracas designara un embajador en Washington como muestra de disposición a corregir las diferencias.

Pero al presentar el informe sobre derechos humanos, Kerry reiteró este jueves que su país seguirá pronunciándose por las víctimas de derechos humanos en distintos países, incluyendo a Venezuela.

"Lo haremos en Venezuela, donde el gobierno ha confrontado manifestantes pacíficos desplegando vigilantes armados, encarcelando estudiantes y severamente limitando las libertades de expresión y reunión", dijo Kerry a periodistas.

mac