La jueza Sandra Arroyo Salgado, ex esposa del fiscal argentino Alberto Nisman,declaró "No creo que haya sido suicidio" al entrar a la fiscalía. Alberto Nisman, fue hallado muerto el domingo 18 de enero en la víspera de presentar en el Congreso supuestas pruebas de una fuerte denuncia contra la presidenta Cristina Kirchner y su canciller, Héctor Timerman.

La mujer recibió la noticia de la muerte de Nisman en España, donde estaba junto a sus dos hijas de 7 y 15 años, que estaban de viaje por Europa con su padre cuando la semana pasada él interrumpió sorpresivamente sus vacaciones para regresar a Buenos Aires.

"No puedo hacer conjeturas. Todavía no declaré", insistió la magistrada en medio de un revuelo de periodistas al ingresar a la fiscalía de Viviana Fein, quien investiga la "muerte dudosa" del fiscal, con la jueza a cargo Fabiana Palmaghini.

De acuerdo a la autopsia, el fiscal murió de un disparo en la sien que lo mató y no hubo "terceras personas" en la escena.

La fiscal Fein ordenó el a llanamiento a la fiscalía especial para investigar el atentado que destruyó la mutual judía AMIA en 1994 en Buenos Aires que dejó 85 muertos y 300 heridos, que estaba a cargo de Nisman desde su creación en 2004.

"Sos para nosotros una pérdida irreparable, te vamos a extrañar", dice la participación fúnebre firmada por sus hijas, Iara y Kala, la hermana y la madre del fiscal.

Una estrella de David coronó la veintena de avisos fúnebres publicados en el diario La Nación, entre ellos los de las dirigencias de las entidades judías AMIA y DAIA y dependencias del poder judicial.

Este martes se conoció un mensaje WhatsApp enviado a sus colaboradores y amigos la semana pasada antes de dar a conocer la acusación contra la presidenta Kirchner, Timerman y otros hombres cercanos, de encubrir a Irán en la causa AMIA, que generó un sismo político en pleno época de vacaciones estivales de Argentina.

"Más temprano que tarde la verdad triunfa... y me tengo mucha confianza. Haré todo lo que esté a mi alcance, y más también sin importar a quién tenga enfrente. Gracias a todos. Será justicia. Ah! y aclaro, por si acaso, que no enloquecí ni nada parecido. Pese a todo, estoy mejor que nunca. jajaja", escribió el fiscal.

Nisman, de 51 años, fue hallado el domingo sin vida por su madre en su departamento que estaba cerrado desde adentro, en el exclusivo barrio de Puerto Madero, luego de ser alertada por alguno de los 10 custodios porque no respondía a insistentes llamados.

rarl