Estrasburgo.- La Comisión Europea pidió este jueves el "fin inmediato" de la violencia en Venezuela y se declaró "alarmada" por la detención de estudiantes y de políticos opositores al presidente venezolano Nicolás Maduro en las protestas de las últimas semanas.

"Rechazamos todas las acciones violentas y la intolerancia, vengan de donde vengan (...) Esta violencia debe parar inmediatamente", dijo ante el Parlamento Europeo el representante de la Comisión, Algirdas Semeta. "Nadie debe ser encarcelado por haber ejercido su libertad de expresión y de reunión", añadió.

mac