El presidente de Irán, Hasan Rohani, desestimó las amenazas formuladas este lunes por el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, y dijo que el resto del mundo ya no acepta que Washington tome decisiones en su nombre.

"El mundo de hoy no acepta que Estados Unidos decida por el mundo. Los países tienen su independencia", dijo Rohani en un comunicado emitido por varias agencias de noticias iraníes.

Estados Unidos amenazó a Irán con las sanciones "más fuertes de la historia", si Teherán no se acepta sus condiciones draconianas para alcanzar un "nuevo acuerdo" mucho más amplio, después de que Washington se retirara del pacto sobre el programa nuclear iraní concluido en julio de 2015 entre Teherán y las potencias del grupo 5+1 (China, EEUU, Francia, Reino Unido, Rusia y Alemania).

"Irán no tendrá nunca más carta blanca para dominar Oriente Medio", dijo Pompeo al describir la nueva estrategia estadounidense hacia el régimen islámico, que incluye las 12 duras condiciones de para cualquier "nuevo acuerdo" nuclear.

Pompeo dijo que Estados Unidos levantaría sus sanciones si Irán pusiera fin a su programa de misiles balísticos y dejara de intervenir en conflictos regionales, como los de Yemen y Siria.

"El pueblo iraní ha escuchado cientos de veces declaraciones de este tipo y no les presta atención", agregó Rohani.