El ministro de Defensa de Argentina, Oscar Aguad, descartó que, en virtud del decreto para reformar el Sistema de Defensa Nacional de las Fuerzas Armadas (FA), las Fuerzas Armadas puedan intervenir en conflictos sociales y aclaró que no sustituirán el accionar de Gendarmería en las fronteras.

“Nunca se nos ocurrió pensar en una hipótesis de esa naturaleza (patrullaje de ciudades o intervención en conflictos sociales por parte de las Fuerzas Armadas). Ése es un problema de las fuerzas de seguridad”, manifestó en diálogo con radio La Red.

El presidente Mauricio Macri anunció el lunes cambios en la política de defensa nacional, que incluyen la colaboración de efectivos de las tres Fuerzas Armadas en tareas de seguridad interior y su participación “en la custodia y protección de los objetivos estratégicos”. El decreto se publicó en el Boletín Oficial este martes.

“Lo que ahora se permite es que las Fuerzas Armadas actúen frente a cualquier ataque de origen externo, que puede ser perpetrado por un Estado o por nuevas organizaciones vinculadas al terrorismo y al narcotráfico”, explicó Aguad.

“El decreto deroga dos o tres artículos que reglamentó el expresidente Néstor Kirchner, que limitaba el accionar de las Fuerzas Armadas a reprimir un ataque externo, siempre que fuera de otro Estado. Como ha desaparecido esa posibilidad, hoy no tenían sentido de ser. Entonces, nosotros ampliamos (la facultad de intervenir) contra grupos terroristas y narcos”, detalló el funcioario.

Aguad agregó que la pelea contra el narcotráfico es dura y será extensa: “Es un tema que vamos a tener durante muchísimos años, pero ahora queremos evitar que esos grupos se instalen en las fronteras”.

En cuanto a un posible debate en el Congreso sobre esta temática, Aguad consideró que después de 35 años de vigencia de la ley de Defensa Nacional y ante el avance de las nuevas tecnologías y los cambios en el Mundo, “hay que revisarla e ir al Congreso”.