Washington. Estados Unidos sancionó a una empresa subsidiaria de la petrolera estatal rusa Rosneft por su rol para exportar petróleo de Venezuela, estrechando el cerco contra el gobierno de Nicolás Maduro.

“Rosneft Trading SA y su presidente negociaron la venta y el transporte de petróleo venezolano”, dijo en un comunicado el secretario del Tesoro, Steven T. Mnuchin.

“Rosneft Trading ha proporcionado la mayor parte de los recursos financieros del régimen de Maduro”, dijo en tanto un alto funcionario del gobierno de Estados Unidos bajo condición de anonimato, y agregó que estas sanciones “deberían tener un impacto significativo”.

Según el alto cargo, “una abrumadora cantidad del petróleo del gobierno de Maduro que ha estado evadiendo las sanciones ha sido transado a través de Rosneft Trading”.

El gobierno de Estados Unidos también sancionó a Didier Casimiro, presidente de la junta directiva de la empresa, a quien identificó como un actor “clave para apuntar el sector petrolero venezolano”.

El funcionario indicó como ejemplo que el mes pasado la empresa sancionada facilitó el envío de 2 millones de barriles de petróleo venezolano hacia África Occidental.

Juan Guaidó mostró su agrado por la nueva sanción estadounidense.

Rusia responde

La cancillería rusa reveló que la medida dañaría aún más las malas relaciones entre Estados Unidos y Rusia y socavaría el libre comercio mundial.