Durante la 48 Asamblea de la Organización de los Estados Americanos (OEA), el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, hizo un llamado a los países miembro de la OEA para suspender a Venezuela del organismo.

“Esa suspensión no es un objetivo en sí mismo. Pero demostraría que la OEA respalda sus palabras con acción. Y enviaría una señal poderosa al régimen de Maduro: sólo las elecciones reales le permitirán a su gobierno ser incluido en la familia de las naciones”, confirmando las intenciones del vicepresidente Mike Pence.

Asimismo, Pompeo pidió a los países aplicar más sanciones y un aislamiento diplomático contra el régimen de Nicolás Maduro como presión para que se reanude la democracia en el país sudamericano ante un proceso electoral falso.

El canciller venezolano, Jorge Arreaza, acusó a EU y a los países del Grupo de Lima de interferir en los asuntos internos de Venezuela y recordó que su país pidió voluntariamente en el 2017 su retiro de la OEA, el cual se concretará en el 2019. “El próximo año nos habremos librado de este organismo”.

Videgaray

El secretario mexicano de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray, replicó que es falso que el Grupo de Lima sólo se limite a atacar a Venezuela, ya que eso demerita los esfuerzos de mediación entre el gobierno y la oposición en República Dominicana.

“Como países firmantes de la Carta Democrática de septiembre del 2001, defender la democracia ante su ruptura institucional no es una preferencia, es una obligación jurídica ante el continente y ante el mundo”, agregó durante su participación.

Videgaray agregó que México seguirá haciendo sus mejores esfuerzos diplomáticos para promover que la democracia se restablezca donde se ha roto, en cualquier rincón del continente.

“México a todos ofrece respeto y ofrece amistad. México es un país que no cree en los muros. México cree en los puentes, en los puentes que se construyen en los pilares del respeto mutuo y el respeto al derecho”, afirmó.