París.- El ataque israelí contra una flotilla de ayuda pro-palestina que iba rumbo a Gaza provocó la reacción internacional de muchos países que la consideraron "desproporcionada" o "inaceptable" y convocaron a los embajadores del Estado hebreo.

AI

Como Amnistía Internacional, que pidió una "investigación confiable e independiente", numerosas capitales pidieron esclarecer el asalto que causó por lo menos nueve muertos en circunstancias todavía poco claras en aguas internacionales.

ONU

El secretario general de la ONU Ban Ki-moon se mostró "conmocionado" por la operación contra la flotilla que transportaba a parlamentarios, militantes pro-palestinos, periodistas e intelectuales de todos los países, y quería romper el bloqueo al que está sometida la franja Gaza desde 2007.

"Es vital que una investigación completa sea llevada a cabo para determinar como ocurrió tal baño de sangre pudo ocurrir", declaró Ban.

México

En un comunicado emitido por la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), México deploró la muerte de por lo menos 19 personas y un número indeterminado de heridos, en su mayoría de nacionalidad turca, como resultado de este ataque.

Además transmitió sus condolencias y su solidaridad a los familiares de las víctimas mortales y los lesionados en estos lamentables acontecimientos.

De igual forma exhortó al gobierno de Israel a levantar el bloqueo contra la Franja de Gaza, a fin de permitir el acceso de la ayuda humanitaria para la población, cuya situación es motivo de gran preocupación para la comunidad internacional.

Por último, el gobierno de México solicitó que se haga una investigación sobre estos hechos y se tomen las medidas que permitan distender la situación regional, con vistas a reanudar el proceso de paz en el Oriente Medio.

Europa

La jefe de la diplomacia de la UE, Catherine Ashton, y el representante del Cuarteto para Oriente Medio Tony Blair, quien se mostró "conmocionado", pidieron una investigación.

Mientras que el Vaticano expresaba su "dolor y su preocupación", numerosos Estados convocaron a los embajadores israelíes para pedir explicaciones, como Francia, Egipto, Jordania, Austria, Grecia, Irlanda, Suecia, Nouega, Dinamarca, Bélgica, Austria y España. Algunos estaban inquietos por sus ciudadanos presentes en la expedición.

Rusia

Rusia consideró que la "utilización de armas contra civiles y la detención en el mar de barcos sin razones legales constituyen una violación vulgar de las normas del derecho internacional".

Turquía

Turquía, antes uno de los escasos aliados del Estado hebreo en Oriente Medio, llamó a su embajador, y anuló los preparativos para tres ejercicios militares conjuntos con Israel. Turquía advirtió que la operación contra la flotilla, en la que participaba un navío de bandera turca, podía "provocar consecuencias irreparables sobre las relaciones bilaterales".

Palestina

Calificando el ataque de "matanza", el presidente de la Autoridad Palestina Mahmud Abas decretó tres días de duelo en los territorios. La Autoridad Palestina pidió a Estados Unidos una intervención de urgencia para poner fin a los "crímenes israelíes".

El jefe de gobierno del Hamas en Gaza, Ismail Haniyeh, al denunciar "un crimen y un escándalo político y mediático", llamó a los árabes y musulmanes "rebelarse frente a las embajadas" de Israel en el mundo y a los palestinos a manifestarse y hacer huelga en Cisjordania.

El Alto Comité de Seguimiento de los árabes, la más importante organización que representa a los 1.3 millones de Arabes israelíes, llamó a una jornada de huelga general el martes y a manifestaciones en Israel.

Cerca de 10,000 personas se manifestaron en Estambul a gritos de "ñMuerte a Israel!" o "¡Venganza! ¡Ojo por ojo, diente por diente!". Más de 2,000 personas se manifestaron en Amán, así como varios miles de palestinos en la franja de Gaza.

El presidente iraní Mahmud Ahmadinejad denunció un "acto inhumano del régimen sionista", viendo en ello no "un signo de la fuerza sino de la debilidad de ese régimen", cuyo fin "está más cerca que nunca".

En Europa, las condenas fueron severas: "completamente inaceptable" (Suecia), "totalmente desproporcionada", "grave y preocupante" (España), "respuesta totalmente inaceptable" a una misión humanitaria (Irlanda).

Alemania, Bélgica, Francia y Portugal consideraron el asalto "desproporcionado", e Italia "deploró" el "asesinato de civiles".

En respuesta, Grecia puso fin a un ejercicio aéreo con Israel en Creta (sur).

Los embajadores en Bruselas de los 27 países de la Unión Europea debían llevar a cabo una reunión extraordinaria este mismo lunes.

Liga Árabe

Egipto denunció "el uso excesivo de la fuerza" y Jordania condenó un "crimen odioso". Líbano denunció "una etapa peligrosa y loca que va a exacervar las tensiones en la región" y llamó a la comunidad internacional "a tomar medidas".

La Liga Arabe convocó a una reunión extraordinaria el martes para decidir medidas a tomar, mientras que el emir de Qatar denunciaba "un acto de piratería".

La Unión Africana, "profundamente conmocionada", pidió una investigación sobre ese ataque, considerado "brutal e inhumano" por Pakistán.