Siguiendo como hoja de ruta el testimonio de Michael Cohen, exabogado de Donald Trump, los demócratas de la Cámara de Representantes llamarán a nuevos testigos y tratarán de buscar nuevos documentos internos para profundizar en el negocio y la caridad del mandatario estadounidense.

El Comité de Inteligencia de la Cámara anticipó que llevará al interrogatorio al director de finanzas de la Organización Trump, Allen Weisselberg, así como a Felix Sater, un exsocio de negocios del presidente, quien ayudó a Trump a desarrollar un hotel en Manhattan.

El Comité de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes informó que analizará la organización benéfica del presidente, Donald J. Trump Foundation, mientras que el Comité de Inteligencia expresó su interés en seguir los comentarios de Cohen sobre Rusia.

Cohen, quien declaró el jueves a puerta cerrada ante el Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, sugirió que el Congreso entreviste a otros siete empleados y asociados de la Organización Trump, entre ellos Weisselberg y Sater, y que también busque las declaraciones de impuestos de Trump y otros documentos financieros.

La Organización Trump no respondió a una solicitud de comentarios el jueves.

Sin embargo, el miércoles desde su cuenta de Twitter Donald Trump atacó a Cohen, acusándolo de mentir para reducir su condena de tres años de prisión, en parte por haberle mentido al Congreso.