Berlín. Los candidatos a la Presidencia de Estados Unidos hablaron de su país como la última superpotencia del mundo en su último debate, pero ayer, la reacción en el Medio Oriente sugiere un papel diferente para Estados Unidos: algo así como una idea de último momento.

El presidente Obama y su rival republicano Mitt Romney discutieron sobre el programa nuclear de Irán, su apoyo a Israel y la relación estadounidense con Egipto y Libia. Pero muchos ciudadanos de esos países se mantuvieron mucho más enfocados en los temas que todavía enfrentan, independientemente de quién ocupe la Casa Blanca en enero.

En Egipto, el martes la atención giraba en torno a una decisión judicial sobre el destino de su legislatura, que se disolvió en el verano. Líderes libios continuaron la disputa sobre los fundamentos de su gobierno. En Irán e Israel, se habló poco de un debate que apenas tocó los esfuerzos de paz entre israelíes y palestinos y las diferencias entre Obama y Romney para impedir que Irán obtenga armas nucleares.

Muchos árabes han perdido la esperanza de que Estados Unidos haga un cambio fundamental en su política exterior en la región. EU es visto menos importante que la fortuna de la región , sostuvo Shadi Hamid, director de investigación del Centro Brookings Doha.

Pero hubo una discusión hacia el final del debate acerca de la relación de Estados Unidos con China. Obama llamó a China un adversario lo mismo que un socio potencial . Romney prometió que desde el primer día, voy a etiquetar a China como un manipulador de divisas .

La mayoría de los usuarios de Internet chinos parecían despreocupados sobre la dura charla de los candidatos presidenciales.

En su lugar, ellos vieron el proceso del debate con admiración, como una especie de teatro democrático.

Comentaron principalmente acerca de la inteligencia de los candidatos, sus habilidades en la presentación de sus argumentos y quién hizo la mayoría de los chistes.

Muchos chinos expresaron que querían que un espectáculo similar ocurriera algún día en la China autoritaria.