Urbandale. EN SU primera crítica contra la Convención Nacional Republicana, el presidente Obama se burló el sábado de la escena de nominación de sus rivales, al referirse a esta como anticuada y aburrida, y sugerir que el Partido Republicano ofrecía una agenda más adecuada para el siglo pasado .

Obama inició una gira de cuatro días por los estados indecisos previa a su llegada a la Convención Nacional Demócrata el miércoles, donde el jueves aceptará la nominación para un segundo mandato.

Ante unos 10,000 simpatizantes en las afueras de Des Moines, Obama ofreció una evaluación de su rival republicano Mitt Romney, quien aceptó formalmente la nominación de su partido, el jueves pasado.

Obama hizo su séptima aparición en Iowa este año. Él acredita al estado con haberlo catapultado a su victoria del 2008, pero las encuestas a nivel estatal muestran una carrera reñida entre él y Romney.

Entre tanto, Romney hizo campaña en Ohio y Florida el fin de semana de la apertura de la temporada de futbol americano universitario y empleó una metáfora relacionada con el deporte, al declarar que momento para que Estados Unidos consiga a un nuevo entrenador .

Al tomar nota de que Obama había prometido crear más empleos durante su campaña del 2008, Romney expuso que un número inaceptablemente alto de personas no tienen trabajo y han dejado de buscar trabajo o están subempleados.