La Paz. Una comisión investigadora de congresistas bolivianos estableció “indicios de sobornos” de las firmas brasileñas Odebrecht y Camargo Correa en la construcción de carreteras, informó una legisladora oficialista.

El Parlamento “nos instruyó hacer una investigación completa para detectar si había indicios de soborno en las carreteras que han construido las empresas brasileñas en Bolivia y si el Lava Jato llegó a Bolivia. Ambas situaciones están confirmadas”, dijo Susana Rivero, presidenta de la comisión investigadora.

Los congresistas comenzaron sus pesquisas luego de que en abril pasado el presidente Evo Morales solicitara averiguar las denuncias publicadas en esas fechas por la prensa local, sobre las actividades de empresas constructoras brasileñas, así como determinar si la operación Lava Jato tenía alguna información sobre acciones ilegales en Bolivia.

Rivero precisó que junto a una oficina gubernamental de investigaciones financieras indagaron las cuentas bancarias de 179 personas de anteriores gobiernos.

“El informe final dará cuenta de aquellas que tengan los movimientos inusuales, sospechosos o pruebas de presuntos sobornos con Odebrecht y Camargo Correa, fundamentalmente”, precisó la parlamentaria.

Las informaciones que circularon en la prensa local mencionan actividades de las dos empresas, desde el 2003 hasta el 2006.

Ambas compañías son mencionadas en la construcción de dos tramos viales en el departamento de Santa Cruz, este del país, que inicialmente contaban con financiamiento brasileño y que por diferentes causas internas se reorientaron hacia la cooperación financiera de la Corporación Andina de Fomento (CAF).

Gobierno de Rodríguez Veltzé

Fue en el 2005, durante el gobierno del expresidente Eduardo Rodríguez Veltzé, actual embajador en La Haya para la demanda contra Chile, que se firman los contratos, según reveló meses atrás su antecesor, el exgobernante Carlos Mesa, en cuya administración se iniciaron los procesos.

La Operación Lava Jato, lanzada desde el 2014, descubrió una enorme red de sobornos centrada en la estatal Petrobras.

Odebrecht, una de las empresas involucradas en el esquema, admitió haber pagado más de 3,000 millones de dólares en sobornos en América Latina y África para adjudicarse proyectos o financiar campañas políticas.

El escándalo de Odebrecht ha llevado a la cárcel a expresidentes y altos funcionarios en países como Brasil, Perú y Colombia.

Indemniza a empresa peruana

La empresa Odebrecht indemnizó con 15.2 millones de soles (unos 4.5 millones de dólares) al Estado peruano por los sobornos que pagó para adjudicarse la construcción de una carretera en la región de Áncash, anunció el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos a través de un comunicado.