El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, se despidió de la presidencia el martes 10 de enero en un discurso de aproximadamente una hora en Chicago, la ciudad donde comenzó su carrera política. En el mensaje destacó el legado de sus ocho años de gobierno.

Obama se decidió por Chicago como la ciudad desde la que despediría su mandato porque fue en esa ciudad en la que comenzó como organizador comunitario, donde formó su familia y fue la ciudad en la que lanzó su carrera política que lo llevaría a la Casa Blanca. Además, fue en la ciudad más grande de Illinois en la que Obama aceptó la candidatura presidencial y donde pronunció su primer discurso como mandatario, y es también la ciudad donde estará situada la futura biblioteca presidencial.

NOTICIA: Rusia tiene datos que comprometen a Trump

En su discurso ante 18,000 personas en un centro de convenciones en Chicago, Obama cerró con la frase con que se encaminó a la presidencia: "Sí, podemos. Sí, lo hicimos".

Cuando Obama se lanzó por la presidencia se enfocó en crear una plataforma de cambio y durante los ocho años que gobernó, sin duda deja un país que es innegablemente diferente. No sólo porque en los años de la administración de Obama, la economía mejoró después de la gran recesión, que le costó a millones de personas en Estados Unidos sus trabajos y sus casas. El nivel de desempleo se recuperó de un 10%, para finales del 2009, hasta niveles por debajo del 5 por ciento. En el periodo de Obama , el Dow Jones creció a más del doble.

NOTICIA: Obama a Trump: el acuerdo de París es bueno para EU

Barack Obama se mantuvo como una figura muy popular internacionalmente hablando, aunque con excepciones, Rusia y algunas naciones musulmanas.

Ocho estados y el Distrito de Columbia, la capital del país aceptaron el uso recreativo de la marihuana y esos cambios en las disposiciones legales estuvieron acompañadas por apoyos en sobre el tema en la opinión pública. La Suprema Corte falló a favor del matrimonio entre personas del mismo sexo en estados a lo largo del territorio estadounidense.

NOTICIA: Barack Obama hace recuento de logros de su administración

Mientras Estados Unidos se prepara para cerrar ocho años de la administración Obama, el Centro de Investigaciones Pew delineó 5 ejemplos de cómo cambió EU durante el mandato de Obama:

1. Identidad

Según los datos de Pew, Estados Unidos sufrió cambios radicales en su población, que si bien es cierto que dichos cambios no se hicieron durante los ocho años de la administración de Obama, fueron más palpables durante el mandato del presidente número 44. La generación millennial sobrepasó por primera vez en cantidad de personas a los baby boomers y se además se convirtieron en las dos generaciones con más votantes potenciales. En la elección de noviembre pasado, los votantes hispanos, en particular los nacidos en EU se empataron con los de raza negra. Para el 2013 la diversidad se hizo evidente cuando la mayoría de los recién nacidos fueron minorías étnicas. Ese mismo año el 12% de los recién casados eran de razas diferentes. En cuestión de religión, la tendencia de los que se declaran como ateos o agnósticos aumentó, llegando al 25% de la población adulta, a diferencia del 16% que se registró en el 2007. Otra de las diferencias importantes se registra en el rubro de la división de los dos principales partidos políticos. Por un lado los demócratas suman a los estadounidenses con más instrucción académica y por el contrario los republicanos suman a los que tienen menos educación académica.

2. Decisiones políticas

Según Pew, los militantes de los dos principales partidos políticos han marcado cada vez más las diferencias en cuanto a las visiones. Una prueba sería la iniciativa insignia de la administración de Obama, el programa de sanidad impulsado por el presidente llamado, Affordable Care Act, también apodado Obamacare . En ese sentido tres cuartos de los demócratas aprueban la ley y el 85% de los republicanos la repudian. Pero las diferencias van más allá. Entre 1994 y el 2005 la visión de los demócratas frente a los inmigrantes era muy similar entre demócratas y republicanos, pero en el 2006 comenzaron a separarse evidentemente. Actualmente los demócratas son doblemente propensos a decir que los inmigrantes hacen más fuerte al país que los republicanos. Otro de los temas que enfrenta constantemente a los políticos en EU, es el control de armas y durante los ocho años de Obama este tema dividió más a los militantes de ambos partidos. En el 2008 había una división de porcentaje de aprobación del 27% entre Obama y su rival McCain, frente a los 70 puntos entre los simpatizantes de Hillary Clinton y Donald Trump.

3. Imagen ante el mundo

La imagen de Estados Unidos a nivel mundial estaba muy deteriorada durante la administración de George W. Bush, algo que cambió cuando Obama tomó las riendas del país, según Pew. Sin mencionar los logros de la administración (Cuba, Irán, entre otros), en Alemania aumentó de manera favorable, a más del doble, la opinión sobre EU. En el Reino Unido, la confianza en el presidente de EU aumentó del 16% de Bush a 86% de Obama. En África y algunas partes de América Latina, EU mantuvo su popularidad durante el segundo mandato de Obama. Como ya se mencionó la administración de Obama fue muy impopular en Rusia y en países musulmanes. Dentro de la unión americana, el porcentaje de los que creen que su nación debe enfocarse sólo en sus problemas subió 11 puntos y las preocupaciones de los estadounidenses sobre la participación que debe tener su país en la economía global y los acuerdos internacionales, aumentó. Casi la mitad de los estadounidenses creen que participar en la economía mundial es malo, porque baja los salarios y destruye empleos; son muy pocos los que ven la apertura a nuevos mercados y oportunidades de crecimiento, según Pew. Casi la mitad de los estadounidenses creen que su país es menos importante y tiene menos liderazgo que hace una década, aunque la mayoría aún cree que viven en la economía líder y con más poder militar.

4.Cómo interactúan

Los cambios tecnológicos marcaron parte de la administración de Obama. Según Pew, más de dos de cada tres estadounidenses tenían un teléfono inteligente, seis veces más que al principio de su administración. Lo mismo sucedió con las Tablets. Para la mitad de la primera administración de Obama, el 3% de los estadounidenses tenían una Tablet, para el 2015 casi la mitad tiene uno de estos dispositivos. En el 2008 Obama anunció a Joe Biden como vicepresidente via Twitter y basó su campaña en las redes sociales, aunque sólo uno de cada tres ciudadanos usaba estas palataformas. Para el 2015, casi tres de cada cuatro adultos usaban estos medios, según datos de Pew. Es importante hacer una mención a la forma en la que se consumen noticias en EU; en el 2016 aumentó la cantidad de adultos que se informaban sobre las campañas electorales en medios sociales que en los periódicos y los jóvenes eran los más proclives a usar este tipo de plataformas. En el 2008, relativamente pocos estadounidenses decían obtener noticias de medios sociales o en su teléfono inteligente pero, para el 2016, seis de cada 10 admiten informarse a través de redes sociales y siete de cada 10 dicen que a través de dispositivos móviles. Aunque la televisión sigue siendo la fuente más masiva de información para la población, las audiencias se han estancado o ha decrecido.

5. Perspectiva del futuro

Según Pew, más de seis de cada 10 creen que dentro de 50 años harán la mayor parte del trabajo que los humanos realizan. Otras proyecciones de Pew, indican que en menos de 40 años Estados Unidos no tendrá un solo grupo racial o étnico mayoritario; para 2065 uno de cada tres estadounidenses será un inmigrante o hijo de inmigrantes, a comparación de los datos actuales que son uno de cada cuatro. Pew señala que ha aumentado la cantidad de pesimismo sobre la vida para la siguiente generación de estadounidenses, aunque la mayoría creen que su sociedad, con todo y sus diferencias raciales y étnicas, hacen un mejor lugar para vivir.

rarl