Mucha gente me pregunta: ¿dónde puedo invertir mi dinero? ¿En qué institución financiera dan mejores rendimientos? ¿Me recomiendas invertir en tal o cual instrumento?

Obviamente no reciben una respuesta concreta, como la que esperan. La razón es sencilla: no conozco sus necesidades. Hay muchas opciones para invertir, con distinto nivel de riesgo. De hecho, encontrar el lugar o el producto no debería ser un problema: en México tenemos, afortunadamente, muchas alternativas y un acceso cada vez más fácil, incluso a productos sofisticados, casi para cualquier presupuesto.

El otro día recibí un correo de una persona de Argentina que me decía en dónde podía invertir con mayor rendimiento sus pesos argentinos. Le contesté que las finanzas personales y sus conceptos son universales, pero cada país tiene productos y servicios financieros específicos, adaptados a su mercado. Desde luego, al estar yo en México desconozco qué opciones podría tener en su país. No obstante, le pregunté cuáles eran sus objetivos de inversión. Para qué buscaba invertir su dinero. Su respuesta fue que simplemente para hacerlo crecer, pero esto en realidad no me dice nada.

Le dije que antes que nada tenía que tener claras sus metas de inversión. Porque no es lo mismo invertir dinero que podría necesitar en cualquier momento que iniciar un ahorro para el retiro. El portafolio de inversión que se debe construir en cada caso, los instrumentos que lo compondrán, será muy diferente.

Una vez que tuviera claridad en ese sentido, debe buscar cómo ahorrar para lograrlas y cómo construir su portafolio de inversión ideal (en qué tipo de activos y en qué porcentajes). Nótese que no estamos hablando todavía de instrumentos específicos o instituciones financieras.

Obviamente para determinar estos porcentajes esta composición del portafolio ideal debe tomar en cuenta el horizonte de inversión y su propia tolerancia al riesgo, ya que es importante dormir tranquilo por las noches. Esto es clave; si no lo hacemos bien, puede suceder una de las dos cosas:

  1. Las personas que se enfocan únicamente en obtener el mayor rendimiento posible, muchas veces, no toman en cuenta el riesgo o las características inherentes a los instrumentos de inversión. Terminan metiendo su dinero en instrumentos demasiado riesgosos o bien que no terminan por comprender: por eso vienen las malas experiencias.
  2. Las personas que se enfocan en evitar el riesgo a como dé lugar terminan invirtiendo de manera demasiado conservadora e incluso obtienen rendimientos por debajo de la inflación. No tiene sentido invertir así porque el poder adquisitivo de nuestros ahorros, en lugar de incrementarse, se erosiona por el efecto destructivo de la inflación. Los intereses que se reciben son simplemente una ilusión, porque no alcanzan a cubrir el puro incremento en el costo de vida.

Finalmente y sólo una vez que hemos definido bien cuáles son nuestras necesidades y cómo las vamos a cubrir, entonces sí podemos empezar a pensar en qué instrumentos específicos y en qué institución hacerlo.

Esto también es relevante, desde luego, porque uno debe fijarse muy bien en invertir de la manera más eficiente posible. Los costos y comisiones (ya sean explícitas o bien implícitas, como en los fondos de inversión) se deben tomar muy en cuenta, ya que aunque parezca mentira, en el largo plazo, una pequeña diferencia puede tener un gran impacto en el crecimiento del portafolio.

Entonces, cuando una persona me pregunta: ¿me conviene invertir en mi afore?, siempre contesto que depende de muchas cosas. Desde el objetivo de esa inversión, el conocimiento financiero de esa persona, hasta el nombre de su afore actual (ya que hay algunas que han ofrecido rendimientos muy por debajo del promedio del sector).

De hecho, cuando se trata de ahorro para el retiro para la mayoría de las personas su afore puede ser una gran opción (lo cual no implica que se deban descartar otras). Pero para otros objetivos quizá no lo sea (por ejemplo, yo el fondo para emergencias no lo pondría ahí nunca).

¿Son mejores los fondos de inversión que la afore? ¿Es bueno comprar dólares? Todas éstas son preguntas equivocadas, ya que la respuesta depende mucho de tu necesidad. Pueden llevarte a obtener, por lo tanto, respuestas equivocadas que, lejos de promover la formación de tu patrimonio, lo destruyan.

Te invito a visitar mi página http://PlaneaTusFinanzas.com – Finanzas Personales en tu Vida. Sígueme en Twitter: @planea_finanzas.