En lo que va del año, personal de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) ha inmovilizado 327 cajetillas de cigarro importado, correspondientes a 11 diferentes marcas, por incumplir con información comercial y de etiquetado general del producto.

VAN 100 VISITAS EN CUATRO ESTADOS

Como parte de las acciones que realiza de manera continua, durante este año, la Profeco ha practicado más de 100 visitas de verificación en el Distrito Federal y los estados de México, Sinaloa y Jalisco, a través de las cuales ha verificado más de 8,000 productos.

Las cajetillas retenidas corresponden a 11 diferentes marcas y son importadas de Paraguay, Alemania, China y Canadá.

Dichas cajetillas carecían de la declaración de cantidad, identificación de país de origen, así como nombre y domicilio del fabricante o importador ostentando. En algunos casos presentaban información sólo en idioma distinto al español y fechas de consumo preferente vencidas.

La Profeco lleva a cabo operativos de verificación en diferentes establecimientos, con el fin de vigilar que los cigarros que se comercializan cumplan con lo dispuesto en la Ley Federal de Protección al Consumidor y en la Norma Oficial Mexicana NOM-050-SCFI-2004, Información comercial-Etiquetado general de productos.

La información incluida en cajetillas debe estar en español, tener país de origen, nombre y domicilio del fabricante, entre otros datos.