Evitar el tarjetazo y dejar el empeño de prendas como la última opción son algunos tips para estabilizar las finanzas al inicio del año y que la cuesta de enero no cueste.

La Comisión para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) afirmó que enero suele ser uno de los meses más difíciles, económicamente hablando, pues después de la resaca decembrina vienen las angustias.

En su publicación Consejos para tu bolsillo, recomendó guardar la calma y evitar dar el tarjetazo, al recordar que las tarjetas de crédito no son una extensión del ingreso, hay que usarlas con responsabilidad y no comprometer recursos futuros.

Además, reconoce la capacidad de endeudamiento, sobre la cual los especialistas recomiendan no destinar más de 30% del ingreso mensual al pago de deudas, para lo cual lo primero es hacer un esfuerzo para pagar aquellas deudas que generen más interés como pueden ser las tarjetas de crédito, ya que esto permitirá que no sigan creciendo y posteriormente liquidar aquellas deudas que sean mínimas.

La Condusef aconsejó postergar compras y, en la medida de lo posible, evitar hacer grandes adquisiciones, a menos que sea algo estrictamente necesario o que no se pueda posponer, así como aprovechar otras ofertas.

Regularmente, al iniciar el año la mayoría de las tiendas comienza su temporada con descuentos y rebajas, por lo que el organismo sugirió comparar antes de comprar, sin que éstas se conviertan en compras por simple capricho .

La Condusef también recomendó recortar gastos, comenzando por identificar el total de ingresos y registrar los gastos que se tienen previstos durante el mes, y luego eliminar aquellos que son superfluos y afectan las finanzas personales.

Señaló que recurrir a una casa de empeño debe ser la última opción para sortear la difícil cuesta de enero, por lo que sugirió verificar la seguridad del establecimiento en el que se dejarán las prendas y confirmar que el contrato esté registrado ante la Procuraduría Federal del Consumidor.

Generalmente el crédito de estos negocios suele ser el más caro del mercado, incluso por encima de las instituciones financieras, por lo que es conveniente recuperar las prendas a la brevedad, destacó.

Otro factor de riesgo que puede afectar su bolsillo en esta cuesta de enero recae en los créditos exprés, ya que éstos no se encuentran debidamente registrados ante el Sistema de Registro de Prestadores de Servicios Financieros, por lo que no están constituidos como instituciones financieras y, por ende , la Condusef no tiene las facultades para atender reclamaciones en caso de algún incumplimiento.

En este sentido, la Comisión también mencionó que, antes de solicitar un crédito, analice todas las opciones posibles, así como no proporcionar información personal, contraseñas, datos de sus cuentas si no se encuentra seguro de la correcta identificación de las entidades que aparentemente brindan de manera rápida los créditos.