Tijuana, BC. La propuesta del próximo presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, de crear una zona estratégica en la frontera norte del país en la que se aplique la mitad del Impuesto al Valor Agregado (IVA) de 16% fue bien vista por el sector empresarial de la región, sin embargo, surgen voces que advierten la necesidad de extender ese beneficio a más de 25 kilómetros de la franja fronteriza como lo plantea el futuro gobierno federal.

El presidente del Colegio de Contadores Públicos de Baja California, Lorenzo Hernández Niebla, dijo que la iniciativa donde se aplique 8% del IVA es necesaria, pero debe pensarse en los negocios que están fuera del área que propone López Obrador para contemplar en los beneficios a toda la región.

Explicó que, según la información proporcionada por el equipo de transición del próximo Ejecutivo federal, se trata de una reforma que arrancará el siguiente año, por lo que buscan acercarse a los integrantes del gabinete para presentar sus observaciones.

“El hecho de que le pongan 25 kilómetros a la reforma de 8% del IVA no beneficia a los empresarios fuera de los 25 kilómetros; si se toma en cuenta a toda la ciudad mucha gente podría cambiar su lugar de inversión a Tijuana con la finalidad de estar en esa iniciativa del ahorro de 8% del impuesto”, indicó.

Anuncios

El pasado 22 de julio, Marcelo Ebrard, quien se perfila como secretario de Relaciones Exteriores del próximo gobierno, anunció que se dará una reducción de 20% en el Impuesto sobre la Renta (ISR), homologación del IVA con ciudades de Estados Unidos así como salario mínimo al doble, todo esto en la franja fronteriza.

Tanto empresarios como el gobernador de Baja California, Francisco Vega de Lamadrid, lamentaron que el municipio de Ensenada quedara fuera de la propuesta, por lo que el mandatario estatal anunció que se sumará a la demanda de los empresarios y pedirá al próximo Ejecutivo que integre en su proyecto fiscal a los cinco municipios de la entidad.

La Iniciativa Privada de Ensenada pidió ser incorporada en la propuesta del próximo presidente de la República para reducir el Impuesto al Valor Agregado en la frontera y el ISR, al considerar que el sector perdería competitividad respecto al resto de los municipios que están considerados, como Tijuana y Mexicali.

Al respecto, el representante del Instituto del Noroeste de Contadores Públicos, Eduvijes Aros Bojorquez, consideró que la propuesta no sólo debe extenderse a los municipios fronterizos sino a todos aquellos que mantienen una economía de alto flujo de moneda estadounidense, como hasta Cabo San Lucas, de modo que los mercados turísticos llegarían a una justa competencia, tanto a nivel regional como internacional.

[email protected]