El arrendamiento de bodegas industriales es una opción que los micro industriales no pueden dejar pasar, ya que las condiciones económicas que hay actualmente tanto en el mundo como en el país no permiten arriesgar en una inversión que no sea prioritaria para la productividad de las empresas.

Rafael Rodríguez Tolentino, director de Grupo Cafarel, explicó que los desarrolladores de naves industriales han detectado que la venta de estos espacios y su construcción no son una condición prioritaria para los empresarios.

Lo anterior, dado que el mercado no está buscando en este momento apropiarse de una nave industrial: Los microempresarios buscan arrendar una nave; entonces, hay que dar los espacios, no necesariamente para que la tengan. También creemos que cuando buscan adquirir su espacio, con su crédito y muy forzado, terminan perdiendo el inmueble y dejan de ser productivos , comentó.

De ahí que el esquema de renta es más atractivo que la venta a los microindustriales. Por eso es conveniente llevar a cabo este tipo de inversiones , más que preocuparse por la ventas, el target está en las rentas que los micros y pequeños empresarios buscan para instalar su infraestructura.

Ubicación

Los desarrolladores están apuntando a colocar los desarrollos en los municipios del corredor industrial como San Juan del Río y El Marqués, ya que el espacio dentro de la zona urbana de la capital del estado se ha estado reduciendo, dejando sólo la parte norte del municipio de Querétaro para ubicar más naves industriales.

Otra de las opciones que se dan para el almacenaje de micro y pequeños empresarios es contratar minibodegas que han venido a apoyar a los empresarios que no necesitan un espacio tan amplio, pero que no lo tienen en sus instalaciones, y los precios del arrendamiento les son accesibles.

Por otra parte, tienen avances en las negociaciones con empresarios franco-alemanes de invertir en la construcción de naves.

Un espacio momentáneo ofertan edificios especulativos

Para Cuando las empresas necesiten de manera inmediata instalaciones para trabajar, los desarrolladores industriales han creado los edificios especulativos. Cumplen con la misión de dar un espacio momentáneo a inversiones que llegan al estado, pero que no tienen lista su infraestructura.

La construcción de las naves, a medida que solicitan los empresarios, tarda hasta seis meses en estar completa. Cuando es urgente su instalación, la oferta es de edificios especulativos.

Estos inmuebles, no obstante, no se ofertan de manera frecuente ante lo costosos que resultan tanto para el desarrollador como para el empresario.

Son edificios caros, pero se hacen cuando la urgencia es inmediata, resultan una solución para inversiones que planean a largo plazo , informó Rafael Rodríguez Tolentino, director general de Cafarel.

La planeación de parques industriales evita la construcción de edificios que no serán usados.

manuel.garcia@eleconomista.mx