Para desahogar el tránsito en la carretera federal 57, el gobierno del estado considera solicitar a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) generar un segundo piso vehicular que resuelva la problemática de circulación en la Zona Metropolitana, así como desviar el tránsito pesado de la México-Querétaro.

Durante su visita a las obras para construir el tercer eje estructurante Constitución de 1917, el gobernador, Francisco Domínguez Servién, comentó que la obra de Apaseo-Palmillas, que actualmente trabaja la dependencia federal, permitirá librar a la carretera del tránsito pesado y disminuir accidentes fatales.

Añadió que la idea de un segundo piso será algo que plantee con el secretario de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza, por lo que sólo se trata de un planteamiento del que analizarán su viabilidad.

Esto es muy urgente y necesario para todos los que circulan por la carretera 57, que no son únicamente los queretanos. Es algo que apenas platicaré con el secretario (Ruiz Esparza), algo que apenas ha surgido , mencionó el jefe del Ejecutivo local.

Esta propuesta, indicó, se basa en los proyectos de infraestructura en la Ciudad de México, Morelos y Puebla. En caso de concretarse la construcción del segundo piso en Querétaro, el gobernador estimó que este podría iniciar en Conín y culminar en Paseo de la República o bien en la carretera de cuota a Celaya, como una alternativa para evitar la carga vehicular en la entrada a la capital.

Auxiliares

Para evitar el tránsito de transporte pesado en esta arteria, el mandatario buscará el apoyo tanto de la SCT, como de las policías federal y estatal.

No vamos a dejar que pase ningún vehículo pesado que no demuestre que sus parques industriales están dentro de la Zona Metropolitana; los que no, no tendrán por qué entrar a Querétaro y serán multados , enfatizó el mandatario estatal.

Vías

Domínguez Servién consideró que para llevar a cabo dicha obra podría ser considerado un esquema de concesión, lo cual permitirá a la Federación continuar con la realización de proyectos pese a la reducción de presupuesto que tendrá para el 2017.

Actualmente, la obra del Libramiento Apaseo-Palmillas se ejecuta mediante el esquema de concesión con la empresa ICA. Se prevé su apertura para el primer trimestre del próximo año.