Monterrey, NL. Los empresarios de Nuevo León declararon su hartazgo en contra de la inseguridad, con un ya basta a las autoridades municipales y estatales, por su incapacidad para coordinarse y la ineficiencia para poner un alto a la delincuencia organizada, mientras que las ejecuciones, robos y violaciones se han incrementado.

Los dirigentes de organismos del sector privado José Mario Garza, de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex); José Treviño, del Consejo Cívico de Instituciones (Ccinlac), y Eugenio Clariond, de la Caintra, advirtieron sobre la desesperación de ciudadanos y organizaciones cívicas por empezar a ver resultados a la brevedad, ya que revelaron que el Semáforo del Delito, que es la principal herramienta de medición, refleja a Nuevo León como un estado con seguridad física y patrimonial en rojo.

¡Ya basta alcaldes y Gobernador!, la ciudad está pintada de rojo y ustedes, con su falta de liderazgo y solidaridad, permiten que las fronteras municipales operen en favor de los criminales , advirtieron.

Los municipios de Monterrey, Guadalupe, San Nicolás y Apodaca encabezan la lista de delitos.

Medidas urgentes

Ante tal situación, el sector privado de Monterrey presentó tres demandas urgentes a las autoridades estatales y municipales: en primer lugar concretar de inmediato una verdadera coordinación estado-municipios para la seguridad; en segundo, normalizar el mando policial en la capital, es decir, que haya una sola policía de proximidad para Monterrey y como tercer punto, tener disponible en la red la información a detalle sobre seguridad en los municipios.

Cuando vivimos jornadas de 33 homicidios (como la semana pasada) es inaceptable que los alcaldes no se puedan poner de acuerdo y que el Estado sea incapaz de establecer directrices para implementar algo tan elemental como la obligatoriedad de quitar el polarizado a los vehículos , comentó el director de la Coparmex de Nuevo León, José Mario Garza.

Las fronteras entre municipios juegan en favor de los delincuentes. La información a detalle que recabamos con establecimientos comerciales, y con los propios ayuntamientos, nos muestra cómo la delincuencia se concentra en los bordes territoriales de los municipios, como consecuencia de los mayores niveles de ingobernabilidad, ahí donde el criminal está en posibilidades de pasar de un territorio a otro. Esto es absolutamente inaceptable. No hay argumento político o administrativo que lo justifique cuando tanta gente está perdiendo sus bienes, su seguridad y la propia vida , manifestó.

División territorial absurda

Guillermo Dillón, director de la Caintra, enfatizó que en materia de seguridad Monterrey está fuera de control. Esto responde a diferentes causas, una de ellas es precisamente el mantener una división absurda que entorpece la eficiencia policial.

Para la Iniciativa Privada (IP) de Nuevo León, el descontrol pronunciado y explicable de la policía estatal que cuidaba a la ciudad de Monterrey se vio agudizado en el último año. Cabe aclarar que esta semana el gobierno estatal cedió el resto de las colonias regias que vigilaba, alrededor de 250 de la zona poniente, al municipio de Monterrey.

Exigen liderazgo al gobernador

Por su parte, Alfonso Garza, de la Coparmex, exigió al gobierno federal un mayor apoyo a través de mayor personal militar y recursos económicos para atender la problemática, cuando menos en la misma proporción en que pagamos los impuestos .

Exigió a los gobiernos municipales continuar con la depuración de las policías e invitó al Gobernador a que tome ese liderazgo en materia de seguridad.

[email protected]