El robo de materiales a constructores en Querétaro en el 2013 ascendió a cerca de 3 millones de pesos el año pasado, por lo que las empresas han optado por incrementar la seguridad en sus obras, informó el presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), Alejandro Cabrera Sigler.

Se trata, dijo, de robos hormiga, principalmente tuberías, cables, herramientas, maquinaria ligera, transformadores, bailarinas (mezcladoras), por lo cual han invertido en la contratación de vigilantes, para así evitar mayores pérdidas.

Corregidora, en Querétaro (Santa Rosa Jáuregui) y Arroyo Seco es en donde se han presentado más incidentes, precisó Cabrera Sigler.

Debido a ello, el dirigente sostuvo que se ha redoblado la vigilancia en al menos 25% de las obras, principalmente las que se realizan en la periferia del municipio de Querétaro.

Tenemos zonas en las que hay que tener más cuidado y en algunos municipios alejados como Arroyo Seco, que son obras que están en medio del semidesierto, entonces esa parte es donde tenemos que poner atención , comentó.

El presidente de la CMIC en Querétaro recordó que hace unos días se registró un robo de maquinaria en una comunidad de Ezequiel Montes, sin embargo, con apoyo de los elementos de las distintas corporaciones de seguridad en el Estado, se logró recuperar en pocas horas.

En este sentido, Alejandro Cabrera comentó que el año pasado no se presentó ningún robo de maquinaria pesada en el estado y en este 2014 se espera que se mantenga la misma situación.

[email protected]