La Industria Aeronáutica ha logrado el tratamiento de sus aguas derivadas de desechos químicos para hacer enjuague en piezas de los aviones y detectar fisuras y defectos, a través de la tecnología del Centro de Investigación y Desarrollo Tecnológico en Electroquímica (Cideteq).

El director de Transferencia de Conocimiento y Tecnología del Centro, Yunny Meas Vong, explicó que por medio de procesos electroquímicos separan las propiedades químicas, color, turbidez y olor, para permitir el rehusó de agua.

Explicó que el tratamiento de aguas residuales de la industria aeronáutica es muy complicado , y puede reciclarse dos veces con tecnología electroquímica, teniendo ahorros de 100% en el consumo del líquido en una planta de producción.

El tratamiento de aguas arroja un mínimo de desecho, de manera que en dos años no se ha llenado un bote de 200 litros con el agua desechada de una planta de la industria. El Cideteq logra el tratamiento de 8,000 litros de agua por día de una sola planta.

Informó que atienden a 220 empresas al año en el estado, con 35 trabajan proyectos y con el resto realizan servicios, el Centro tiene presencia en la entidad con dos unidades y una en Tijuana.

Yunny Meas Vong destacó que se han detectado oportunidades en el desarrollo de tecnología en el área de recubrimientos ambientales para evitar la corrosión en piezas utilizadas en la industria, que requiere procesos más nobles con el medio ambiente ante el rigor que tiene la industria aeronáutica más que la automotriz.

Añadió que el Centro se encuentra trabajando en una investigación para sustituir el cromo por níquel, usado para evitar la corrosión, debido a que es un compuesto químico.